La felicidad

(Guía de la Vida para hombres y mujeres inteligentes)

Sobre como vivimos la vida se ha escrito mucho y se han hecho multitud de películas. Lo que aún nadie nos ha conseguido explicar es lo que hacemos aquí. Por qué somos conscientes de estar aquí. Y, sobre todo, cómo ser felices y mantenernos así a lo largo de la vida.

Aproximaciones interesantes las ha habido, aunque hasta ahora todo el que se ha aventurado a detallar un razonamiento completo y a exponerlo al resto del mundo para su consideración en un formato práctico y razonado, para mi gusto siempre se ha quedado en las posturas y enfoques a adoptar. Por ello, después de bastantes años de tránsito por la vida, mucha observación y mucho razonamiento, la visión de la existencia que, desde la lógica, aquí os presento, se que será seguro de ayuda para aquellas personas inteligentes que busquen una explicación a su existencia y una forma coherente de encontrar la felicidad. Espero que estas ideas ayuden a más de uno a replantearse sus esquemas vitales para sentirse plenos en el mundo que todos compartimos.

Primero explicaré por qué casi todo el mundo tiene la oportunidad de ser feliz y después daré una serie de claves para mantenerse así a lo largo de la vida. Lo que aquí expongo no es una visión estándar para gente limitada aunque algunas ideas sean más comunes. No pretende serlo. Allá cada cual si se aventura en su lectura. Los pre-juicios han de quedar fuera.

——————————————-

¿Por qué existimos? ¿Por qué somos conscientes de nuestra existencia? ¿Qué hacemos aquí?¿Qué es la felicidad?

Dándole vueltas a la cabeza un verano sobre este tema, hace ya muchos años, tuve una idea. Dándole a su vez muchas vueltas a aquella idea, lo que sigue es el resultado resumido de aquellos largos razonamientos.

Empecemos. Según todas las religiones, esto de la vida no es sino un tránsito, un período de tiempo que tenemos que pasar en este mundo para bien purgar nuestros pecados, bien hacer evolucionar nuestro espíritu o bien educar nuestro espíritu a fin de poder ver a Dios cuando finalmente nos vayamos de esta vida. Según qué religión, el Paraíso se presenta de diversas formas, aunque en él siempre está ese Dios Supremo que nos ha dado la vida y cuya visión -o cercanía- supone el grado máximo de felicidad.

Los musulmanes, los judíos y los cristianos compartimos el Antiguo Testamento. Los libros que lo conforman siempre nos hablan de la venida de un Dios que tomará forma física y podrá ser visible por el ojo humano. La vida para muchos es siempre un esperar. Los momentos de felicidad no son sino destellos de un Paraíso posiblemente alcanzable pero lejano a la vez. Ese Paraíso lo pintan siempre como un lugar o un estado donde la máxima felicidad es ver a ese esperado Dios.

La religión católica, basándose en la vida de Jesucristo, ha hablado durante siglos de resurrección. Hoy en día, dado que la Ciencia ha constatado que los cuerpos físicos se destruyen irremediablemente tras la muerte, esta religión explica que se trata de una resurrección en alguna forma espiritual, sin tener la forma física de la que actualmente gozamos. Los musulmanes y los judíos no creen en la resurrección pues para ellos aún no se ha encarnado Dios y, por tanto, no aceptan la historia contada por el Nuevo Testamento.

Otras religiones hablan de reencarnación sucesiva de un alma en constante búsqueda de la perfección y, por tanto, de la felicidad. Felicidad que pasa por la aceptación de un mundo que puede cambiar en su relación con nosotros según vayamos evolucionando en nuestro interior.

Los no religiosos y los ateos no tienen el problema de la resurrección. No tienen fe y, por tanto, no se plantean qué es lo que hay más allá de esta vida. Sencillamente viven el presente con más o menos fortuna pero sin una idea clara de lo que hacen aquí. Creen que son un “accidente” de la naturaleza y, como tales, algunos de ellos intentan aprovechar al máximo lo que les ha tocado vivir.

Una vez hecho un rápido repaso por las distintas formas de entender el tránsito vital que mayoritariamente aceptan los seres humanos, ha llegado el momento de centrarnos en razonar sobre ello.

Todas aquellas religiones que creen en la existencia de un Dios todopoderoso creen que dicho Dios es también omnipresente e intemporal. Es decir, que Dios lo vé todo porque está en todas partes, tanto en el presente como en el pasado y el futuro. Algo difícil de entender tal cual si no es recurriendo en principio a la fe.

Aceptando el hecho de que Dios está en todas partes, los creyentes se ven obligados a asumir una situación un poco extraña. Si la felicidad a obtener en el Paraíso consiste en la posibilidad de que el alma “sienta” a Dios y resulta que este Dios esta en nuestro mundo lo mismo que nuestra alma, ¿como es posible que no “sientan” a Dios aquí y sí lo puedan “sentir” en el paraíso?

Algunos dicen que el cuerpo y sus necesidades impiden “sentir” a Dios con el alma. Yo personalmente opino que si alguien no es capaz de “sentir” a Dios en este mundo, muy difícil será que lo pueda “sentir” allá donde sólo esté su alma. Sin capacidad de razonar, de ver imágenes maravillosas, de oír sonidos increíbles, de escuchar voces dulces o impresionantes, de oler fragancias sensuales o cálidas, de sentir los pelos de punta por una emoción, de emocionarse por una frase de un hijo o de acariciar la piel del ser amado, creo, de verdad, que es muy muy difícil “sentir” la presencia del Dios que supuestamente lo ha creado todo.

Es decir, si un alma, de existir, no es lo suficientemente sensible como para “sentir” a Dios en este mundo, resulta de todo punto dudoso que, por el hecho de que no tenga un cuerpo que la contenga, lo sea para “sentir” a Dios en ningún otro mundo.

Concretando, si en este mundo los creyentes pueden “sentir” a Dios en todo lo que les rodea, y tienen además tanto los cinco sentidos así como la capacidad de razonar sobre su disfrute y sobre las emociones que ello les produce, no se me ocurre nada más parecido a lo que puede ser un paraíso para ellos que la misma existencia. Recordemos que, sin un cuerpo que proporcione un medio de interactuar con el resto del mundo físico que nos rodea, sería imposible ver u oír u oler o gustar o sentir aquello que de bueno ofrece este mundo y en la manera que los seres humanos lo pueden hacer. Tampoco el disfrute del razonamiento y de las emociones generadoras de endorfinas existiría.

¿No es la vida entonces un “premio” y no un “penar” o un “purgar” como durante siglos se nos ha intentado transmitir? Para mí así es. Si existe algún Paraíso, este está aquí mismo, en la Tierra. Es más, la tierra como tal es toda ella un paraíso con sus reglas físicas y químicas que permiten la vida. Y, derivado de lo que he explicado en el párrafo anterior, la única manera de disfrutar de un paraíso físico como este es tomar forma física. Aunque ello implique tener que aceptar una serie de leyes físicas que a veces resultan, o parece que resultan, limitadoras y hasta agobiantes.

Antes de seguir quiero aclarar aquí que, igual que la tierra es un paraíso, de la misma forma puede ser un infierno. Exactamente igual que se ha descrito en los testamentos el infierno, aquí puede desarrollarse una situación semejante. Hay muchas personas que no son capaces de ver a Dios en este mundo y que, además, pueden no gozar de ninguna de las maravillas físico/químicas que este ofrece. La oscuridad se cierne entonces sobre las vidas de estas personas. En gran parte depende de uno mismo.

En nosotros está crearnos nuestro propio infierno o no. Muchos lo hacen ejerciendo su libre albedrío, bien porque les atrae ese tipo de situaciones -hay gente para todo (i.e.los drogodependientes que han llegado a dicha situación por voluntad propia)-, o por desconocimiento de los principios básicos de vida y disfrute de este mundo físico.

A veces el infierno también puede depender del comportamiento de otros seres humanos. Por ejemplo, si nos vemos metidos en un conflicto bélico del que sea muy difícil enajenarse, se hace mucho más complicado ver cada día la parte bonita de la vida. Aún así, el ser humano tiende a superar dificultades inmensas para intentar recuperar o ganar una vida normal que le permita disfrutar de la vida.

Siguiendo con la idea de que el mundo puede ser el Paraíso, en el Antiguo Testamento se dice que Dios hizo el mundo y que puso aquí al hombre, hecho a su imagen y semejanza, para que lo disfrutara. Y además le dio libertad para disfrutar de lo creado. Es decir, hizo al hombre libre.

Sin embargo, tal y como ya dije antes, Dios para los creyentes es omnipresente e intemporal, es decir, que para Dios el tiempo no existe. Esto implicaría que en todo momento ve lo que sucede en el presente, así como también puede ver lo que sucedió en el pasado y lo que sucederá en el futuro. Si esto es verdad, entonces el hombre no puede ser libre de verdad en sus actos como dice el Antiguo Testamento ya que Dios, que en todo momento es presente, pasado y futuro, sabe, desde su visión actual del futuro, que es lo que va a hacer el hombre en cada momento.

Para ser verdaderamente libre, el futuro de un hombre no puede estar escrito o ser visible por alguien que lo conozca de antemano. Esto implica que, o bien el hombre no era ni es libre de verdad, o bien el hombre de algún modo forma parte del mismo Dios que es el único que es verdaderamente libre. ¿Qué puede significar si no que todos somos hijos de Dios y que Este nos hizo a su imagen y semejanza?

En cualquier caso, la libertad del hombre es una libertad constreñida por las circunstancias. ¿Qué son las circunstancias? Pues todos aquellos hechos que suceden a nuestro alrededor y que nos afectan pero sobre los que no tenemos ninguna capacidad de influir. Muchas veces se trata de las reglas físicas y químicas que permiten la existencia y que ya he mencionado más arriba. Otras de decisiones tomadas por personas que ni siquiera conocemos.

Entendiendo estos factores que nos afectan, la felicidad es alcanzable todos y cada uno de los días que la vida y nuestra inteligencia nos permiten darnos cuenta que estamos aquí y que podemos disfrutar de todo lo bueno que ello nos ofrece. Es verdad que las circunstancias a veces nos deparan sorpresas muy desagradables. Otras veces nuestra dejadez o nuestra debilidad de ánimo hace que nos olvidemos o nos abstengamos de luchar por lo que queremos y los demás se aprovechan de ello. Pero la misma existencia merece tanto la pena que hasta en situaciones extremadamente difíciles hay personas que se aferran a ella. La alternativa es la no existencia y la falta de contacto físico/químico con este mundo que funciona con reglas físico/químicas.

Ahora bien, para ser feliz no basta con saber que este mundo es el Paraíso. Hay que aprender a vivir en él y a disfrutarlo. El problema que tiene la mayoría de los hombres es que o bien no saben hacer lo uno o bien no entienden cómo y cuándo dedicarse a lo otro.

Para ello hay alguna desiderata que apunta en la buena dirección, aunque no he encontrado ninguna que me guste entera. Veamos si soy capaz de poner una serie de reglas que creo imprescindibles para conseguir una vida lo más feliz posible.

1. Conseguir paz interior

En primer lugar yo creo que hay que conseguir, y mantener el mayor tiempo posible, la Paz interior y, para ello, lo más esencial es que hay que ser fiel a uno mismo, es decir, consecuente con lo que uno siente que es el camino propio, en cada momento de la vida. Para viajar por esta vida sintiéndose feliz hay que hacer lo mejor que uno pueda en cada momento teniendo en cuenta toda la información asequible y asumible.

También, siempre que haya alguna opción -mezcla de oportunidad física, temporal y anímica- a conseguir algo que nos llame la atención hay que intentarlo. ¿Porqué? Pues porque si uno no lo intenta no pasa NADA. Pero NADA DE NADA, y entonces nuestro mundo no crece, sino que lo más probable es que tienda a decrecer ante el empuje de los mundos de los demás. Además, de esta forma, a pesar de los momentos complicados que la vida te hace pasar, uno no siente remordimientos y siempre puede mirar hacia delante con el alma y la cabeza serena. Concentrado en reconocer las oportunidades y no en lamentar las pérdidas.

Disfrutar de la vida con sentimientos de culpa o de no haber hecho lo que podías es bastante difícil. Yo he conocido a una persona que murió por las consecuencias de un sentimiento de culpa y hay mucha gente que se siente muy infeliz por haber desperdiciado las oportunidades que le ha dado la vida.

Por último, para tener paz interior lo mejor es asumir una serie de principios de comportamiento moral que guíen tus actos en la mayor parte de las actuaciones diarias. Estos principios son la base de todas las religiones y la razón por la cual muchas de ellas han sobrevivido durante bastantes siglos a pesar del malísimo ejemplo que hemos tenido de muchos de sus líderes. Cada religión tiene sus principios y, aunque algunas de ellas coinciden en varios de ellos, son estos principios los que las separan irremediablemente a unas de otras.

Un buen conjunto de principios son, para mí, los de la religión católica. Aunque no todos, la mayoría de ellos sirven para vivir en una sociedad más o menos libre, pacífica, caritativa y con igualdad de oportunidades. Entre los que no me gustan están los principios que fueron incorporados con posterioridad a la vida de Jesús. Por ejemplo el que dice ‘No cometerás actos impuros’, que hace referencia a la prohibición de tener relaciones sexuales antes del matrimonio, es un mandamiento que fué incorporado en la baja Edad Media.

En aquella época, la tasa de nacimientos fuera del matrimonio era bastante elevada y los niños así nacidos acababan en su mayoría en las inclusas -orfanatos- donde, por las condiciones higiénicas y sanitarias de la época, morían hasta en un 98% de los casos durante su primer año de vida. La iglesia de entonces, por una mezcla de razones morales y militares -hacían falta brazos católicos para luchar contra el amenazador Islam-, incluyó entonces entre los principios a respetar este mandamiento. En tiempos de Jesús, las mujeres, tras tener su primera regla, eran entregadas en matrimonio por sus progenitores. Lo que entonces se condenaba en las escrituras era la fornicación, entendiendo por ello las relaciones con menores que no hubieran tenido siquiera esta primera menstruación. Algo execrable por los daños de todo tipo que inflige ese comportamiento en las niñas.

Hoy día las circunstancias han variado enormemente y este mandamiento carece del sentido que tuvo en la Edad Media. La información es abundante sobre los peligros y las consecuencias de los embarazos no deseados y/o que no cuentan con el respaldo económico necesario. El estado penaliza el abandono de los neonatos así como las relaciones sexuales con menores y una buena red de adopciones permite encaminar adecuadamente a los niños que siguen naciendo en entornos no idóneos. Por ello y porque tenemos que casarnos con la persona con la que queremos compartir la vida, no con la que simplemente queremos acostarnos para desahogar nuestros impulsos sexuales, el conocimiento previo de la intimidad sexual con nuestra pareja es fundamental para intentar adivinar como será la vida en común.

Otro principio que me parece que quedó sin terminar bien es el de ‘Honrarás a tu padre y a tu madre’. Creo que hay que dejar muy claro que, además de honrar a los padres, hay que honrar también a los hijos, en el sentido de que hay que respetar sus derechos sin dejar de enseñarles lo que está bién y está mal y obrar siempre en su interés. Una cosa es que los hijos hagan lo que quieran aprovechándose de un exceso de celo en la defensa de sus intereses por la sociedad y otra que muchos padres se escuden en la ausencia de esa parte de la regla moral para faltar repetidamente a los derechos de sus hijos. La educación que estos reciben durante su infancia y juventud en este sentido marca enormemente el resto de su vida.

Si por ‘Honrar’ se quiere uno referir a cuidar de los padres cuando sean ancianos, creo que hay refranes más validos que este principio como ‘Es de bien nacido ser agradecido’. Los padres que durante su vida se han esforzado en educar bien y en inculcar los buenos sentimientos y comportamientos en sus hijos es muy fácil que obtengan el premio de la vejez atendida con el amor que nadie más que un buen hijo puede dar. Siempre te pueden salir hijos desconsiderados a pesar de los esfuerzos. Pero un niño es un libro en blanco durante sus primeros años, un libro donde dejar escritos los mejores renglones del cariño y el amor que un padre puede sentir por su hijo. El hecho de que un padre merece el amor de un hijo por el solo hecho de haberlo engendrado me parece un despropósito. El amor con amor se gana.

De los demás principios, lo mejor es dejar a un lado los puramente religiosos o de fe si uno no es muy religioso.

Pueden verse estos principios en el catecismo que se imparte en muchos colegios y en el que se encuentra fácilmente en la Web.

Si hay que pelear por algo en esta vida es por conseguir esta Paz interior. Merece incluso la pena estar sólo -mejor si es temporalmente- si nadie te da esa paz y tu no eres capaz de cambiar para aceptar lo que los demás en ese momento te ofrecen. Conseguir la Paz interior manteniendo la conciencia tranquila es por tanto la primera regla.

2. Reconocer y aceptar el mundo en que vivimos

La segunda es aceptar que las reglas físicas y químicas de este mundo, así como nuestras circunstancias, no siempre nos facilitan conseguir lo que queremos en cada momento de la vida. Cuando somos pequeños estamos limitados por el intelecto y las circunstancias vitales de nuestros padres. En la juventud tenemos que entender el mundo que nos rodea con el añadido de todas las reglas que el hombre se ha auto impuesto y que a menudo nos agobian porque por entonces no las entendemos. En las relaciones sentimentales tardamos mucho en darnos cuenta de que no nos quieren hasta encontrar a quien sí lo hace en el lugar más inesperado. Encontrar el camino laboral no es fácil la mayoría de las veces. Por si fuera poco, durante toda nuestra vida, a menudo nuestra salud, la de cada uno en particular, nos impone unos límites que en algunos casos son más difíciles de sobrellevar que en otros.

El mundo no es justo de acuerdo a las reglas de justicia de los hombres. Simplemente ‘es’. Con todo lo que de maravilloso tiene que ofrecer y todo lo que de duro tiene estar sujetos a unas reglas físicas y químicas que no conocemos bien. Es obvio que si estas reglas, aunadas a unas circunstancias muy adversas, indican que nuestro cuerpo va a morir y, por tanto, ha llegado nuestra hora, será realmente muy difícil superar con vida el momento indicado. Pero no hay nada imposible a una mente despierta y a un hombre que se ha empeñado en superar constantemente sus propios límites.

3. Comprender el bien y el mal

En tercer lugar hay que entender que el hombre, en su larga existencia, ha ido creando reglas de convivencia según la región, la costumbre, la raza y la religión de cada grupo social. Estas reglas son las que han establecido que es lo que está bien o esta mal en cada etapa de la historia y, como tales reglas de origen humano, son mutables. Basta con echar un vistazo hacia atrás para comprobar cuan diferentes han sido los conceptos del bien y del mal según la época y la situación que se ha vivido.

No existe el bien ni el mal absoluto. Por mucho que la iglesia hoy diga lo contrario. Conviene de vez en cuando recordar como la Iglesia Católica impulsó las sangrientas cruzadas durante muchos años de su historia. Es fácil comprobar cuanto han cambiado esos conceptos en lo que se refiere a, por ejemplo, matar a alguien. Por otro lado, lo que en nuestro mundo resulta, para la mayoría de la gente que vive en las ciudades al menos, un mal absoluto, se vuelve no tan malo si de lo que se trata es de quitar de en medio a un asesino convicto, a un terrorista o a un dictador que está explotando y masacrando a su pueblo.

Estos conceptos del bien y el mal existen y son diferentes -a veces ligeramente- en cada grupo social. Hay que entenderlos y, si uno quiere integrarse, asumirlos como propios. Hay que tener muy claro donde uno se mete porque de ello depende en gran medida la paz que uno consiga dentro de sí y a su alrededor. Por supuesto que si uno quiere cambiar algo, siempre puede intentarlo, pero primero ha de conocer y comprender perfectamente las razones que han llevado a un grupo social a establecer los baremos del bien y del mal por los que se rige. Si no se comprende lo existente, muy difícil será cambiar ningún principio preestablecido de forma pacífica por la imposibilidad de interactuar con las mentes de quienes conforman dicho grupo social.

4. Ser feliz en la lucha vital

Ante las dificultades hay que pararse a estudiarlas, si las podemos superar sin dejarnos un jirón de nuestro ser en el intento adelante, si no más vale que pensemos en la posibilidad de tomar un camino alternativo. La vida hay que andarla con la mente abierta y alegría en el corazón. Y sin grandes heridas que cerrar. El mundo es lo suficientemente grande para que, de momento, todos quepamos sin tener por qué vivir pegados cuando no nos soportamos o no encajan nuestras formas de ser. Cuando un trabajo no sale o se estropea, habiendo luchado en buena lid por conseguirlo o mantenerlo y sin dejar enemigos demasiado feroces en el lance, lo mejor es buscar la forma de ganarse la vida en otro lado. Los enemigos con el tiempo se olvidarán de ti y siempre se pueden aprender nuevas cosas maravillosas y hacer nuevos amigos en otra parte.

La vida es, para la mayoría de nosotros, un cambio tras otro. En el amor, el trabajo, la salud, la amistad. Siempre cambios. Para algunos los cambios son pocos y se producen lentamente a lo largo de sus vidas. Para otros lo raro es permanecer mucho tiempo en el mismo lugar y con las mismas relaciones. Entre medias estamos la mayoría. Los cambios exigen casi siempre nuevos esfuerzos por nuestra parte. Esfuerzos que llamamos ‘luchas’. Parece que ‘luchamos’ con la vida o con los demás por sobrevivir o por mejorar. Tenemos que comprender que la naturaleza de cada uno de nosotros está preparada para lo que la vida nos da mientras nuestras circunstancias nos permiten vivir. Por ello no podemos perder la salud en el esfuerzo que exigen los cambios.

5.- Cuidar la Salud

Es mil veces más importante la salud que un trabajo, por muy bueno que sea. Sin salud no hay nada que merezca la pena. Ni siquiera el amor. Sobrevivir no es vivir. Y las enfermedades las hay de todo tipo. Aunque de origen psicosomático la mayoría de ellas -las que tienen que ver con la lucha vital-, tienen expresiones físicas de lo más diverso. Desde el huraño, el agresivo o el envidioso patológico al síndrome del intestino irritable o al cáncer de mama o de pulmón, todas son enfermedades derivadas en su mayoría de la lucha vital.

Sin llegar al extremo de perder la salud hasta sentirse incapacitado, muchísimas personas se dejan jirones de su salud en algunos cambios de su vida. Le dan demasiada importancia a cosas que no la tienen o que podrían no tenerla si abriéramos nuestro enfoque y observáramos otras oportunidades que pasan a nuestro alrededor. También sirve mirar nuestra vida con perspectiva y darnos cuenta de lo puntual que son algunas situaciones. En ocasiones hay que aguantar con trabajos que no nos gustan o no nos remuneran lo que necesitamos. En esos momentos hay que mirar mucho más lo bueno que tenemos que lo malo y luchar por mejorar sin perder nunca de vista que la salud es lo más importante. A veces la lucha consiste en no perder de vista nuestro objetivo. Otras en vigilar de cerca lo que ya tenemos.

Es obvio que un cuerpo con una buena salud es capaz de luchar más fuerte y durante más tiempo por aquello que su inquilino desea. Esto quiere decir que tenemos que cuidar nuestra salud desde pequeños para fortalecernos. Pero no sólo la salud física, sino también la psíquica, ya que la mayoría de las enfermedades tienen su origen, como he comentado antes, en la psique. Veamos los hábitos que yo considero necesarios para tener una buena salud:

a. Dormir bien, es decir, profunda y suficientemente, es una de las condiciones esenciales de toda buena salud. Cada uno sabe las horas que necesita dormir. Cuando somos pequeños nuestros padres deben velar porque nuestra habitación no esté demasiado fría ni demasiado caliente y que nosotros no estemos demasiado abrigados ni demasiado poco. La buena salud se cimienta desde la infancia. Las mismas condiciones ambientales puede decirse que son necesarias para los adultos. Evitar los ruidos y las cenas copiosas también ayuda a dormir bien. La comida es importante porque una cena indigesta o demasiado fuerte nos dará siempre malos, poco profundos y nada reparadores sueños. Cuanto más frenética sea nuestra vida más tenemos que preocuparnos por dormir bien. No trabajar un rato antes de ir a la cama ayuda a relajar la mente. Por lo menos media hora.

b. Buscar el equilibrio cuerpo-mente. Cuanto más ejercitemos nuestra mente, más ejercicio físico tenemos que hacer para mantener la salud. La falta de ejercicio físico hace que no liberemos las tensiones que el trabajo mental provoca en nuestro organismo. Y ya he citado algunas de la enfermedades con origen en el estrés mental -psicosomático-. Hay muchos tipos de ejercicio -tenis, paddle, bailar, nadar, gim-jazz, karate, judo, ski, yoga, etc.- para que cada uno pueda hacer el o los que más le gustan. El ejercicio hace que el cuerpo sea consciente de cada una de sus partes y de lo necesarias que son. Las chequea y las pone en activo. El cáncer, después de mucho leer, estoy convencido de que tiene su origen en la defectuosa información que el cerebro manda a las células en estado de estrés. Y esto se produce cuando el cuerpo no se reconoce bien por culpa del estrés y del sedentarismo.

c. No sobrepasar los límites físicos. Durante la juventud los humanos somos muy dados a probar los límites de nuestra salud de varias maneras. Además de que todos solemos pagar los excesos cometidos en dicha etapa de la vida a partir de los 30 años en forma de enfermedades y achaques, tenemos que aprender una cosa importante. Nuestro cuerpo, al igual que el de todos los seres vivos, tiende a recuperar la salud de forma natural si no superamos unos límites. Una vez que superamos dichos límites, la salud no se recupera sola -el cuerpo dejado sólo tiende a degradarse cada vez más y a morir finalmente- y es necesario hacer uso de los conocimientos médicos y de los medicamentos que tengamos a nuestro alcance para poder sanar. Cuanto menos saludable sea nuestra infancia y adolescencia más estrechos se vuelven esos límites. Es decir, cuanto más hayamos machacado nuestra salud durante la adolescencia más frágil será esta en la edad adulta.

d. Vigilar los síntomas de las enfermedades. El cuerpo nos da normalmente avisos de que algo no va bien de muy diversas formas. Aunque cada uno puede presentar síntomas diferentes para el mismo problema, lo normal es que seamos nosotros los que percibamos síntomas parecidos de distinta forma. Una enfermedad cogida en sus inicios es más fácil de tratar porque el cuerpo estará más fuerte para soportar los tratamientos médicos. En cualquier caso, lo más importante es centrarse en comprender el origen o el porqué de la nueva enfermedad. Aunque todos tengamos una predisposición genética a padecer unas u otras enfermedades, siempre existe un detonante en nuestra vida diaria. Si descubrimos cual es siempre podremos eliminarlo, quitando de paso aquello que la impulsa y la impulsó, y luchar así más eficazmente contra la enfermedad.

e. Luchar con energía contra las enfermedades. Para la lucha, yo recomiendo siempre buscar primero algún remedio natural -cambio de hábitos, de tipo de alimentación, del planteamiento de la vida- o utilizar herramientas como el Control Mental de ‘Silva Mind Control’ -que no es una secta aunque algunos la califiquen de tal-, la homeopatía o las hierbas naturales. Muchas veces funcionan. Lo digo por experiencia. Si todo eso no es suficiente o no funciona, entonces habrá que tomar en consideración la medicina alopática, es decir, los médicos que tienen monopolizado el estatus de sanadores oficiales, y, tomando siempre con muchísima precaución sus indicaciones -pensando si tienen razón utilizando nuestro conocimiento del problema y leyendo con mucho cuidado los prospectos de las medicinas que nos recetan-, asumir que tendremos que tomar algo que seguramente nos envenenará para aliviarnos los dolores o matar las células malignas. Obviamente, si estamos gravemente enfermos, siempre habrá que considerar los remedios de caballo alopáticos al mismo tiempo que los naturales y homeopáticos. No nos queda otra. Lo importante es seguir con vida.

Desconfía de los médicos. Por cada médico bueno hay, por lo menos, cinco médicos malos. Cuando estuve en Kiel, Alemania, estudiando economía internacional, la falta del ejercicio que realizaba cuando daba las clases de Karate Americano en Madrid y el alto nivel de exigencia de los estudios a realizar -todo estaba en inglés y había un gran número de ‘working papers‘ que leerse para cada curso mientras tenía que prepararme la comida, hacer la colada, planchar, limpiar, enviar informes al Banco de España, etc.- fueron el detonante para que mi cuerpo, en un momento dado, dijera basta. Caí enfermo de conjuntivitis y, a continuación, mi organismo empezó a dar síntomas de que algo no funcionaba bien. En principio, mi estómago aceptaba sin problemas los alimentos y hacía bien la primera parte de las digestiones, pero luego, durante el tránsito intestinal, producía demasiados gases que no circulaban adecuadamente por el intestino grueso, embolsándose debajo del hígado y presionando tan fuertemente como lo haría un puño de una persona. Ante dicha presión, mi cuerpo respondía exactamente igual que si te dan un golpe en el hígado durante un combate. Cuando empezaba la presión, toda mi energía desaparecía y me sentía miserable. Cada vez más miserable.

Fue entonces cuando empecé a visitar a los médicos. Entre los que visité en Alemania y los que visité en Madrid a mi vuelta, fui a ver a un total de cinco médicos. Cuatro me dijeron que no me pasaba absolutamente nada, que me tomara unas vacaciones -como si fuera tan fácil- y, el que me dijo que algo pasaba me recomendó unos polvos blancos antiácidos que me estuve tomando varios meses para no mejorar nada. Durante dos años no pude leer ni escribir. En cuanto me ponía a ello, la presión en mi hígado aumentaba rápidamente y me sentía tan miserable que tenía que dejarlo.

Cuando me harté de que ningún médico me dijera lo que me pasaba, me puse a estudiar medicina leyendo, en libros llenos de términos técnicos, como se llevaba a cabo el proceso digestivo. Finalmente, tras unas semanas de trabajo, encontré una explicación a mi problema. Resulta que, con el estrés, aumenta el nivel de adrenalina en la sangre y esto tiene un doble efecto sobre el sistema digestivo. Por un lado, hace aumentar el volumen de jugos gástricos, algo que destruye en el mismo estómago gran parte de la vitamina b12 de los alimentos, aquella cuya carencia provoca la anemia del sistema nervioso o anemia perniciosa, vitamina que se absorbe en el tramo final del intestino delgado. Por otro, el aumento del nivel de adrenalina provoca que el páncreas deje de producir una enzima que vierte de forma natural en el duodeno durante las digestiones y que es fundamental para la disociación de los hidratos de carbono, hidratos que, al no disociarse, acaban fermentando en el intestino y produciendo gran cantidad de gases que tienen que recorrer todo el intestino delgado y el grueso antes de salir de nuestro cuerpo.

Finalmente, con la falta de vitamina b12 mi cerebro se sentía más débil y, para suplir la falta de esa energía cerebral tan importante durante mi estancia en Kiel, inconscientemente ese mismo cerebro había aprendido que apretar la mandíbula ayudaba a generar más adrenalina que de alguna manera suplía la falta de esa vitamina -como el café ayuda a compensar la falta de sueño a algunas personas-. Pero apretar la mandíbula prolongadamente tiene otro efecto no muy obvio pero sí muy importante para mi problema. Resulta que los nervios que transitan la mandíbula, los que terminan en los dientes y las muelas, tienen la función de excitar, durante la masticación, el tránsito intestinal mediante impulsos nerviosos que promueven los movimientos peristálticos del intestino -los que hacen que los anillos del intestino se cierren y abran de forma coordinada para provocar que la comida que va por su interior se mueva en la dirección correcta-. Y una excitación prolongada provoca la contractura de la musculatura del intestino haciendo que la luz interior -el diámetro- disminuya hasta cerrarse impidiendo el tránsito.

Tuve que cambiar todo mi régimen de comidas. Acabé eliminando de mi dieta todo el pan blanco, la leche y sus derivados -menos el yogur-, las verduras y legumbres de difícil digestión, toda la bollería industrial así como todo aquel alimento elaborado que tuviera conservantes y colorantes y reduciendo la ingesta de comidas muy grasas. Empecé a hacer comidas sólo de frutas. Sin mezclarlas con otros alimentos. Con ello mejoré bastante. Estudié cuales eran los alimentos que tenían gran cantidad de vitaminas, sobre todo las del grupo B y favorecí su consumo. Poco a poco fui mejorando algo pero aún tenía que resolver el problema central. El origen del problema.

Mi intestino había quedado alterado en su funcionamiento por causa de aquella tensión nerviosa continuada originada en la mandíbula. Su musculatura se había vuelto muy sensible a cualquier señal y rápidamente se volvía a contraer al máximo ante cualquier estímulo. Y estos se producían ante el más mínimo esfuerzo intelectual por muy pequeño que fuera. También en cuanto tenía que hacer cualquier esfuerzo físico y apretaba la mandíbula para generar adrenalina con la que superarlo. Mi mente había aprendido a producir “gasolina de alto octanaje”, combustible intelectual que resultaba muy útil para acometer determinadas tareas pero cuya producción tenía que aprender a controlar mientras lograba que mi intestino grueso no fuera tan sensible a dichos estímulos. Había que conseguir eliminar el estrés acumulado ahí.

Durante varios años trabajé mucho con la homeopatía y el control mental -Silva Mind Control- consiguiendo resultados menores ya que mi intestino mejoró en su hiperexcitabilidad pero no lo suficiente. Con el control mental había conseguido que mi cerebro, consciente o inconscientemente, no apretara la mandíbula al mínimo requerimiento físico o intelectual y que durante la noche no rechinara los dientes. Con la homeopatía conseguí que la sensibilidad nerviosa de la musculatura del intestino fuera menor. Pero durante el sueño mi mente consciente no controlaba ni el tipo ni el grado de la tensión que se producía en mi mandíbula y muchas veces al despertar notaba una falta de descanso producida por la gran presión que debajo del hígado provocaba el gas acumulado.

En estas estaba cuando las circunstancias, en un momento dado, hicieron que conociera a mi mujer, resultando que su padre era y es un muy buen médico de medicina interna que rápidamente me diagnosticó. Yo tenía el Síndrome del Intestino Irritable y la solución pasaba por tomar unas pastillas que regularan la sensibilidad nerviosa del intestino y un jarabe que previniera la formación de gases en el transito digestivo por la fermentación de los alimentos. Mi calidad de vida mejoró considerablemente aunque la cura estaba todavía lejos. Había encontrado un remedio alopático que me ayudaba a paliar los síntomas pero sin ningún efecto sobre el origen del problema. Tenía que controlar cuando y como mi cerebro recurría a la tensión mandibular para producir adrenalina. Además estaba la amenaza de que una ingesta continuada de medicamentos alopáticos puede provocar otras enfermedades por intoxicación.

Entonces descubrí que al evitar, mediante el control mental, que mi cerebro apretara las mandíbulas de forma continuada cada vez que necesitaba adrenalina, este había descubierto que no era necesario apretarlas para excitar los nervios que las discurren y así producir esa deseada adrenalina. Yo había creído que con impedir que las mandíbulas se apretaran iba a ser suficiente, pero resulta que había otra manera de conseguir adrenalina. Bastaba con tensar los músculos de la mandíbula de cualquier forma para que los nervios que discurren entre dichos músculos fueran excitados y se generara adrenalina. No era tan evidente y no afectaba tanto al intestino grueso, pero no dejaba de ser una tensión que había que controlar si quería recuperar completamente la salud.

Desde hace ya unos meses estoy en este proceso. Ya me hubiera gustado contar con la ayuda de algún médico para encontrar y eliminar el origen del problema. Al menos encontré uno que me diagnosticó correctamente y me medicó para paliar los síntomas. Desconfía de los médicos…

f. Alejarse de las drogas que crean adicción. Todos los psicotrópicos crean adicción al alterar la producción natural de endorfinas -las hormonas que regulan las sensaciones de placer- en el cerebro humano. Además de someter nuestra voluntad y libertad, este tipo de drogas van destruyendo nuestro cerebro rompiendo las conexiones neuronales. Dañando nuestro cerebro y sometiendo nuestra voluntad, las drogas son los peores enemigos de la inteligencia y la felicidad. El alcohol es tan dañino como las drogas, pero sólo en altas dosis. Mientras que el efecto de las drogas se produce desde la primera dosis, el cuerpo humano es capaz de filtrar alcohol hasta un cierto límite. Respecto al alcohol, antes de irse a la cama bebido es imprescindible beberse un vaso entero de agua. Técnica depurada que evita que el alcohol sustituya el agua en los espacios intercelulares durante el período de sueño y dañe estas células que son las que luego por la mañana se quejan dándonos fuertes dolores de cabeza.

g. Comer y beber calidad. La comida y bebida que tomamos en nuestra infancia y nuestra juventud crean las condiciones de salud de la edad adulta. Si tomamos comida de baja calidad y bebemos alcoholes baratos estamos sometiendo a nuestro cuerpo a situaciones de estrés desde muy pequeños y le estamos privando de nutrientes de calidad que alimenten nuestras células. La comida mala es como el alcohol malo. Daña nuestras células.

Últimamente, cada vez hay más alimentos con compuestos químicos o procesos elaborados que no todos los organismos soportan bien. Busca siempre alimentos lo más libres de conservantes y colorantes y controla bien si todos los alimentos que tomas son bien tolerados por tu organismo. Si no toleras bien la leche o los hidratos de carbono, toma yogures y busca en el mercado quien te venda pan integral no elaborado a base de productos transgénicos. Verás como mejoras.

Un cerebro bien alimentado es como un motor al que le pones buena gasolina. Siempre te dará mayor rendimiento y durará más.

6. Entender a los demás para relacionarnos con alegría

Hay que saber entender a los demás. La mayor parte de la gente que nos rodea en cada momento de la vida no piensa como nosotros en muchas cosas. Cada uno tiene sus propios intereses que son los que le guían. El egoísmo derivado del egocentrismo es la clave del comportamiento humano. Como el egoísmo humano está muy desarrollado hay que hacer un esfuerzo a la hora de entenderlo. Para empezar diré que hay egoísmos para todos los gustos. El mejor es el que produce como resultado el amor. Es decir, aquel que busca la satisfacción del propio ego a partir de la felicidad pura del otro. Pero también hay todo tipo de egoísmos a cual más estrafalario, brillante, temerario, terrible o normal.

Amar es desear que el otro sea feliz, sin más. Y ello se produce cuando esa felicidad del otro produce la felicidad propia. Sin más. Si la felicidad del otro incluye que tú estés cerca de él, pues mejor para ti. La falta de reciprocidad no debe ser un impedimento para amar a otro, aunque para formar una pareja feliz si que es imprescindible. En este caso, además de que la felicidad del uno tiene que hacer al otro feliz y viceversa, tiene que haber atracción física recíproca, así como entendimiento y respeto mutuo. En pareja o no, obvio es que, sin reciprocidad, el amor tiende a enfriarse y a hacerse mas genérico.

El ego propio necesita alimentarse y, a no ser que unos principios filosóficos o espirituales del individuo remuneren el ego cuando se ama a los que no lo hacen, a su vez, a uno, es necesario que algo en el acto de amar provoque la satisfacción de alguna de las fuentes de valor de dicho sujeto. A veces es el resultado de la poderosa imaginación, otras del mero hecho de sentir amor. Normalmente, si no hay filosofía o espiritualidad por medio, el amor no correspondido tiende a producir tanto dolor al final como felicidad ha producido durante su disfrute. Si se sabe y se acepta, más fácil será convivir con estas sensaciones. Entender los principios del amor facilita encontrar pareja y ser feliz compartiendo.

La amistad pura es amor sin sexo. Dos personas que buscan la felicidad uno del otro porque ello les da felicidad a ambos y que no necesitan una relación sexual son la máxima expresión de la amistad pura. Lo normal es que, además, existan otros intereses comunes que alimenten esa amistad. En caso contrario, lo normal es que los amigos no se vean tanto aunque cuando lo hacen se sientan muy felices con los logros del otro y viceversa.

Para entender bien lo que se acaba de poner sobre las fuentes del valor, lo mejor que puedes hacer es leer el texto sobre el origen del valor que está en https://ralpherns.wordpress.com/2011/01/13/sobre-el-origen-del-valor/

Tomando esta idea y desarrollándola es más fácil conocer al ser humano. Luego hay herramientas para mentes avanzadas. La astrología es una de ellas. Pero no la del libro de Linda Goodman -ese libro rojo que lo que dice de cada signo bien puede valer para cualquiera- o la de los periódicos y revistas del corazón, sino la profunda, la de los mapas de energías que, respondiendo a nuestra acción o inacción, tienen su reflejo en las circunstancias que nos rodean. Esa astrología que estudiaban los sacerdotes egipcios y mayas. Esa que se perdió con la quema de la biblioteca de Alejandría y que Ptolomeo recuperó parcialmente en su libro Tetrabiblos. Esa que ha sido tan maltratada por tantos memos y tan vilipendiada por otros muchos. Yo la estudio desde hace muchos años y he encontrado en ella una herramienta muy práctica y útil para conocer tanto a los demás como a uno mismo y entender las circunstancias que nos rodean y nos vinculan a la existencia.

Para su correcto estudio basta asumir un par de cambios esenciales y dedicarle muchas dosis de lectura, intuición y razonamiento. En otra entrada del blog hablaré más de todo lo que he ido aprendiendo de astrología a lo largo de la vida, ya que ahora de lo que quiero hablar es de las reglas para intentar ser feliz.

7. Querer a las personas que te quieren

El amor universal es una entelequia reservada a algunos pocos místicos capaces de vincularse a toda la humanidad. Sin embargo, querer a los que te quieren de verdad es algo que puede y debe aprenderse desde pequeño aunque su verdadero sentido no se comprenda hasta la madurez.

Estar sólo en la vida es posible. Relacionarse sólo para el trabajo o para los intercambios comerciales es algo que hace cada vez un mayor número de personas. Sin embargo, la soledad buscada, aunque puede ayudar a conseguir paz interior en determinados momentos, impide disfrutar de una de las grandes maravillas que este mundo nos ofrece. La ternura, la pasión, la sensibilidad, el sexo, son emociones que se han de vivir en compañía. Por supuesto que el sexo puede vivirse en soledad -incluso aunque se esté físicamente con alguien-, pero la calidad del disfrute no tiene comparación.

Para estar acompañado de verdad hay que aprender a querer a las personas que te quieren. Querer por querer no suele dar muy buenos resultados. Eso que dicen algunas religiones es muy bonito pero suele dejar tras de sí un fracaso tras otro con un sentimiento de vacío y de rencor hacia los demás. Lo interesante de la vida es descubrir quién te puede querer y quien te va a querer de verdad. Y ahora no estoy hablando sólo de relaciones de pareja. Una vez descubierta aquella persona a la que le hace feliz verte feliz y a la que a ti te apetece tener mas o menos cerca, hay que quererla -y disfrutar de ello- sin reservas. Aunque querer sin reservas no significa hacer dejación de tus principios y de tu forma de ser o perderte el respeto a ti mismo.

Cada uno de nosotros tenemos un margen para lo que podemos aceptar o soportar de otras personas en su comportamiento hacia nosotros. Por tanto, de lo que se trata es de encontrar personas que te quieran -porque tú entras dentro de sus márgenes-, y a las que tú puedas querer porque ellos entran dentro de tus márgenes. Al principio es difícil comprobar que dos personas que se acaban de conocer entran cada uno dentro de los márgenes del otro. Por eso las buenas amistades se van fraguando a lo largo de la vida, cuando uno comprueba como el otro no le abandona por muy complicada que se vuelva su vida y viceversa. Además, hay que entender que hay relaciones que sólo abarcan un aspecto de la vida y nada mas -amistades de copas, de trabajo, de deportes, etc-.

Lo que no hay que hacer es sufrir cuando uno no entra dentro de los márgenes del otro. Los márgenes van con la naturaleza de cada persona y, aunque cambian con la vida, en cada momento son los que son y cada uno suele tener más bien claro que no quiere superarlos por nada ni por nadie. Cuando eso sucede, hay que asumirlo lo mas rápidamente que se pueda, como se asume todo lo demás que es inevitable en la vida, y centrar tu atención en aquellos que te siguen queriendo y a los que tú quieres.

Con los hijos este enunciado es más válido que con ningún otro ser. Desde el momento de su nacimiento, los hijos, salvo enfermedad mental, van buscando establecer vínculos afectivos con sus padres y están, por tanto, totalmente abiertos a aprender las formas de relacionarse que estos les propongan. Siendo medianamente inteligentes, los adultos debemos comprender que la forma de relacionarnos con ellos les puede enseñar a querer y a dejarse querer para el resto de su vida. Por ello es muy importante dedicarles el tiempo necesario -dentro de las posibilidades de cada uno- y enseñarles bien mostrándoles físicamente, y no sólo verbalmente, el cariño que nos provocan. Aunque siempre respetando su espacio personal y su forma particular de ser. También mostrándoles donde están los límites para no maleducarlos. Y esta educación tiene que abarcar todo el período que va desde la infancia hasta el momento que abandonan el hogar.

8. El sexo opuesto

Las relaciones sentimentales/sexuales son un asunto complicado para muchas personas. Otras muchas disfrutan de una vida plena en ese ámbito. Si tienes problemas te recomiendo prestar atención a lo que sigue.

Cuando tenía quince años, un verano que me encontraba en un pueblo costero de vacaciones, me encontré por casualidad con un conocido que vivía todo el año cerca de mi domicilio en Madrid. No recuerdo ahora porqué, pero habíamos coincidido en alguna fiesta, habíamos cruzado algunas palabras y nos habíamos hecho amigos. Amigos de esos que te haces durante la vida y cuya amistad dura el tiempo que se produce/n el/los encuentros. Tenía él un año más que yo y, cuando me lo encontré de vacaciones, me propuso que le visitara una tarde en el local de copas en que estaba haciendo de relaciones públicas. Pensando que era un buen plan para pasar una de las largas tardes de vacaciones de aquellos años, me propuse ir la tarde del día siguiente.

Cuando llegué allí le busqué y me dijo que me sentara con él en la mesa que tenía reservada. Me pidió entonces que le esperara mientras me iba a traer una copa. En cuanto me senté y me puse a esperarle, una chica llorosa que estaba sentada en la misma mesa se me acercó y me preguntó, en un perfecto inglés, si yo era amigo de Carlos, que así se llamaba este amigo. Me quedé sorprendido de lo guapa que era, tenía buen tipo, parecía inglesa, y le dije que sí, aunque sin mucho énfasis. Enseguida pasaron por mi cabeza todo tipo de cábalas acerca de las razones por las que esta chica estaba allí tan llorosa. …quizá estaba allí porque había roto con su novio, quizás porque tenía algún problema con una amiga y había ido a ver a Carlos a que le aconsejase.

Carlos no era lo que se dice un tipo guapo. Era, eso sí, mas o menos alto. Con un cuerpo sin forma, mas bien regordete aunque sin barriga, tenía una cara de torta, ilustrada con mofletes sonrosados tipo Heidi. Era cordial pero no especialmente simpático. No tenía mucho sentido del humor ni se reía mucho. Era un tipo que yo entonces hubiera calificado sin dudarlo como poco atractivo para las chicas.

Por un momento, creo recordar, tuve incluso alguna esperanza de que, a mis quince años, pudiese yo tener algo que ver con aquella chica morena tan guapa que se me había acercado nada más sentarme. Cuál fue mi sorpresa cuando empezó a preguntarme por la razón de que Carlos no quisiera estar con ella. Estaba allí, llorosa, sentada en su mesa, mientras Carlos estaba tonteando con otra chica en la barra. Intenté consolarla diciéndole que era seguro que Carlos volvería a la mesa. Pero Carlos tardaba en volver.

Por fin volvió para traerme la copa y se sentó con otras dos chicas en la mesa. Las dos extranjeras y las dos bastante guapas. Mi asombro iba en aumento. En la mesa éramos cinco y Carlos estaba de lo más solicitado por las dos chicas con las que se acababa de sentar. La otra chica morena, como no tenía opción de entrar en la conversación con Carlos, empezó a preguntarme a mí por mi relación con él. No prestaba nada de atención a cualquier comentario que no girara entorno a Carlos.

Como es natural, perdí el interés en aquella conversación tras aguantar durante un rato el que se volviera mono-temática y me puse a disfrutar de mi copa mirando para otro lado en cuanto el diálogo se interrumpió. La chica morena finalmente se levantó y se fue. Carlos, al poco, hizo lo mismo dejando en la mesa a las dos chicas que se habían sentado con él. Cuando se vieron solas una de ellas se giró y me preguntó, sin preámbulos, “sobre mi amistad con Carlos”. Cuando le confirmé que le conocía de mi ciudad de nacimiento, su interés aumentó. Pronto me di cuenta que dicho interés no era otro que el de buscar algún vínculo con Carlos.

Durante esa tarde pude comprobar como siete chicas extranjeras se me acercaron con el único fin de preguntarme por Carlos. Y la mayoría eran guapas. Ninguna mostró el más mínimo interés hacia mí.

Cuando finalmente desaparecieron, Carlos volvió y se sentó en la mesa con ganas de charlar con alguien de forma normal. Después de una breve conversación sobre nuestras vacaciones, le expresé mi asombro por lo que acababa de vivir. Entonces me dijo que, francamente, él tampoco lo entendía muy bien pero que se dejaba querer. Que no tenía ningún interés en mantener ninguna relación formal y que las historias con las chicas eran para él algo que duraba una noche, a lo sumo dos. Que ellas al principio no pretendían nada pero que luego se quedaban enganchadas con él sin que él hubiera hecho nada por ello. Y que esa situación había llegado a tal punto que cada día se acostaba con tres chicas diferentes.

De otro cualquiera yo hubiera pensado que estaba fantasmeando pero, visto lo que yo acababa de vivir, le creí completamente. Me quede impresionado y me hizo darle muchas vueltas al tema de las relaciones hombre/mujer y al tema de las relaciones en general.

Varias fueron las ideas que extraje de aquella experiencia:

a.- Las mujeres, en la primera aproximación de pareja, no se guían por la belleza exterior ni interior de los hombres.

b.- Tampoco se guían por un atractivo apreciable a simple vista para el resto de los hombres.

c.- Cada hombre atrae a un determinado tipo de mujeres. Suelen estar marcadas por un mismo patrón que no siempre es identificable a primera vista.

d.- Hay hombres con una capacidad de atracción genérica sobre las mujeres mayor que otros.

Luego, con el paso del tiempo, la conversación, la observación y el razonamiento, llegué a las siguientes conclusiones:

Existe un patrón común de comportamiento tanto en los hombres como en las mujeres con tantas variaciones como tipos de hombres y mujeres hay. Sobre este patrón hay más variación en los hombres durante su vida que en las mujeres. El porqué del amor o el cómo no es objeto ahora de mi atención, pero lo que si me interesa es el como sucede todo el proceso.

Para un hombre joven y una mujer joven, el patrón que siguen en una primera relación que no termina bien -en la que el hombre, al menos, se enamora por primera vez- tiende a ser como sigue:

Enamorarse Joven

Al principio de la relación de pareja, una mujer y un hombre joven que se enamoran ambos por primera vez sufren un proceso parecido -estoy hablando de una relación en la que ambos se enamoran, no en la que uno de los dos o los dos sólo quiere/n sexo-. Ambos caen en el enamoramiento profundo -por eso dibujo el gráfico con las curvas evolucionando en principio hacia abajo-. La mujer tiende incluso a entrar en el estado amoroso más rápidamente que el hombre y tira de él hacia dicha situación de nirvana amoroso.

El hombre, por aquello de que tiende a ser más visual que la mujer -responde más a la vista que la mujer y tiene que asumir obligatoriamente dentro de la ecuación amorosa el atractivo físico de su pareja- tiende a caer en el enamoramiento profundo de forma algo más lenta. Aquél hombre que diga que el físico de su pareja no le influye de forma determinante, o está mintiendo o la parte instintiva del animal que todos llevamos dentro no se ha desarrollado en él.

Algo que no entendía cuando era joven -y que me costó bastante entender-, era lo que sucede dentro de las mujeres una vez que han caído en el enamoramiento más profundo. Y es que, de forma natural, sin que ellas lo pretendan, y sin que suceda nada que pueda explicarlo con lógica a los ojos del varón con el que se relaciona, el enamoramiento, igual que vino, empieza lentamente a desvanecerse. Es algo natural en la mujer que no se da de la misma forma en el hombre.

Podría escribirse un tratado intentando descubrir las razones de este proceso, pero no está claro que se pudiera llegar a un acuerdo. Algunos argumentarán que la mujer busca de forma inconsciente un entorno seguro donde ubicar el hogar en que tener a los hijos y que, cuando no ve las circunstancias adecuadas para establecerse, levanta el vuelo. Otros responderán que están hartos de ver relaciones de mujeres con hombres que aparentemente no les convienen en absoluto y que se alargan en el tiempo. También hay quien dice que todo depende del grado de afinidad entre los amantes. Pero también hay quien dirá que está harto de ver parejas de personas que no se parecen ni mucho ni poco pero que duran muchos años.

Durante un breve período de tiempo, quizá durante el tiempo que tarda el hombre en caer al mismo nivel de enamoramiento que la mujer, ella sigue tirando del hombre hacia el nirvana amoroso. A continuación, una vez que el hombre ha llegado a enamorarse profundamente o está ya en vísperas de estarlo y durante unos meses, ella, subconscientemente -sin saber como- percibe que ya no está tan enamorada como los primeros días -aunque todavía no ha empezado a ver los defectos de su pareja-, se va distanciando poco a poco de la relación y ya no responde de la misma forma en su fuero interno.

Mientras, el hombre, que ha caído enamorado profundamente, no suele atender a las señales que le indican que su pareja está saliéndose poco a poco de la relación. Sólo cuando ella empieza a dar señales claras de que esa relación no es lo que ella quiere, el hombre empieza a preguntarse por las razones de ese cambio. Como está enamorado, el hombre lucha infructuosamente por una relación que está condenada desde el momento en que la mujer se desenamoró de él. Mientras lucha, sufre. Cuanto más lucha, más sufre al ver que no recibe amor de alguien que muy poco tiempo antes estaba locamente enamorada de él.

En el gráfico he coloreado de amarillo lo que podríamos denominar el grado de desencuentro entre las emociones de ambos jóvenes una vez que empieza dicho desencuentro. A mayor desencuentro más sufrimiento por parte del que está más enamorado. Es decir, el hombre joven. La mujer suele recuperar la cuasi-normalidad mucho antes que el hombre y puede ver la situación con perspectiva.

Cuando el hombre ha sufrido una o dos decepciones del tipo del que acabo de contar, normalmente se vuelve extremadamente precavido e intentará no enamorarse nada más entrar en su siguiente relación. La mujer, sin embargo, a pesar de que pueda haber tenido algún desengaño mas o menos importante no puede evitarlo y vuelve a enamorarse perdidamente tras conocer a su nuevo amante. Entonces, cuando dos personas así que se atráen inician una relación, el gráfico se volvería algo como lo que muestro a continuación

Enamoramiento Adulto que termina mal

De la misma forma que ya comenté antes para la mujer joven, la mujer adulta no se enamora por la belleza exterior o interior del hombre, sino por una energía que parece emanar de dicho hombre sin tener su cabeza mucho que hacer ni que decir en dicho lance -por eso la mujer puede romper una relación de amistad de muchos años con otra mujer si las dos se enamoran del mismo hombre mientras que entre los hombres todo depende del grado de competitividad sexual y de la educación de ambos-. La mujer tarda mucho más en volverse verdaderamente cauta en el amor. Es más, puede que hasta la edad madura no se produzca dicho proceso. Por eso, una vez que empieza, el proceso del enamoramiento es difícilmente parable.

Ahora es ella la que puede sufrir cuando ve que su pareja no cae enamorada como ella quisiera mientras ella está en el limbo del amor. Esta es una situación bastante peligrosa para la mujer ya que mientras permanece enamorada es capaz de hacer cualquier locura por un hombre que no está enamorado, a su vez, de ella. El hombre se mantiene con la mente fría y es cuando hace lo que habitualmente ha aprendido durante sus primeras etapas como enamorado frustrado. Si quiere mantener la relación por el deseo de hacer uso de los desahogos sexuales o cualesquiera otros servicios que la mujer le ofrece, miente y le dice a la mujer que está enamorado para conseguir que esta se quede tranquila, aunque sólo sea por un tiempo. Lo difícil para la mujer es descubrir si el hombre miente o no, algo sumamente complicado por estar ella enamorada y, por tanto, estar ansiosa por creerse lo que le diga el sujeto de su amor y por buscar cualquier indicio de que él “la quiere” para magnificarlo.

Este segundo tipo de relaciones son las más comunes a lo largo de la vida para aquellos y aquellas que no han conseguido encontrar a la pareja adecuada con la que compartir la vida. Si la mujer, de forma natural, se va desenamorando paulatinamente hasta que se sale por completo de la relación, la relación se acaba y ambos pueden quedar como amigos. El problema es que esto no siempre sucede. A menudo la mujer, cuando ve que su pareja no cae en el enamoramiento esperado, en vez de seguir su senda natural de desenamoramiento, se mantiene a medio camino entre el enamoramiento profundo y la nada. Algo así como

Enamoramiento Adulto con final dificil

Además de los riesgos ya descritos, la mujer aquí se enfrenta a otro problema añadido y es que, llegada a una situación como la que describe el anterior gráfico, cualquier ruptura de la relación puede suponer un trance muy penoso para ella.

Concretando, si el hombre no se enamora de la mujer, pueden suceder dos cosas. La primera es que el hombre sea un gran mentiroso y pueda mantener largo tiempo a la mujer en el engaño. Esto sólo sería posible con la ayuda de ella, claro está. En este caso todo depende de lo buena o mala persona que sea ese hombre para hacérselo pasar bien o mal a la mujer en cuestión ya que el hombre descubrirá que no es necesario estar enamorado para mantener a la mujer en su estado.

Si no es tan buen mentiroso, que es lo más normal, antes o después el hombre acabará diciendo o haciendo algo que a ella le deje claro que él no la quiere y ella podrá entonces salirse poco a poco del estado de enamoramiento. Pero siempre con un alto grado de sufrimiento y desencanto. De todas formas, hay muchas mujeres que no quieren salirse de dicho estado, aunque el hombre les haya dejado claro que no está enamorado, mientras este hombre no quiera echarla de su lado. Quizá por no enfrentarse al sufrimiento que afrontar la realidad de la separación les supondría. Quizá, aunque sólo en las sociedades poco desarrolladas, por un sentimiento de inferioridad debido a la falta de estudios.

Es una situación extraña ver una mujer adulta sufriendo por amor al lado de un hombre que no la quiere, aunque por desgracia se repita muy frecuentemente.

La felicidad verdadera no se encuentra en ninguna de estas situaciones que acabo de describir. Hay que buscarla en una situación en la que tanto el hombre como la mujer se encuentran enamorados el uno del otro. Esta es una situación que no se da, suerte infinita aparte, a menos que el hombre sea lo suficientemente inteligente como para enamorarse de una mujer cuando ha comprobado que esta sigue enamorada de él al cabo de un tiempo y sin perder el control de su vida ni de la relación. Veamos cómo puede ser eso.

Como hemos visto, en una relación amorosa la mujer puede desenamorarse de forma natural o permanecer enamorada aunque siempre en un estado de enamoramiento menos profundo que aquel en el que cae al principio de las relaciones -es lo que indica la línea rosa en los gráfico anteriores-. Esto se puede comprobar fácilmente al preguntar a cualquier hombre feliz en su matrimonio como su mujer, a pesar de estar enamorada, es capaz de decirle barbaridades según la situación de estrés circundante o el momento del ciclo hormonal femenino. Hay que asumirlo como se hace con todo lo natural para no sufrir desengaños.



Una vez asumido, la vida amorosa es bastante más fructífera. Muchas veces se ha dicho que en el amor los hombres son los cazadores -por aquello de los impulsos sexuales- y que las mujeres se dedican a atraer a los hombres mediante todas las artes a su disposición. Nada más lejos de la realidad. Las hombres son buscadores de sexo porque les gusta mucho, pero las mujeres también lo buscan cuando lo quieren.

La diferencia fundamental entre hombres y mujeres reside en el hecho de que los hombres adultos pueden evitar enamorarse mientras que las mujeres no. Si están abiertas a entrar en relaciones, e incluso a veces aunque no lo estén, ellas se enamoran como un imán que se siente irremediablemente atraído por una superficie metálica. Y cuanto más hierro contiene esa superficie más irremediablemente atraídas se sienten. Así puede haber muchas mujeres que se sientan atraídas por algunos hombres cuyo contenido magnético es altamente atractivo y tiene un amplio espectro de atracción. Y esta atracción no tiene por qué tener nada que ver con la belleza masculina estereotipada. Una vez que se sienten atraídas, y si ven alguna posibilidad, son las mujeres las que se lanzan a la caza. Con todas sus armas de seducción.

El problema reside en que las mujeres pueden sentirse atraídas por hombres que no les interesan en absoluto si lo que quieren es ser felices. Y se enamoran de hombres que pueden conocer en cualquier sitio. Por ello, como es casi imposible decidir qué sitios son los que les interesa frecuentar para convivir con hombres de su interés -aunque algunas mujeres lo tienen muy claro cuando sólo quieren salir a determinados sitios y algunos padres parecen darse perfecta cuenta de que sus hijas tienen bastantes posibilidades de enamorarse de chicos de su grupo de amigos-, lo mejor que se puede hacer es ilustrarlas en lo que aquí expongo como riesgos asociados a las relaciones que no terminan bien. Luego que ellas elijan. Si lo que quieren es casarse, que busquen estar cerca de hombres que puedan hacerlo en las condiciones que a ellas les gustaría. Si lo que quieren es divertirse, conociendo los riesgos asociados, que busquen estar cerca de hombres que sean divertidos, que no quieran casarse, pero que sean buena gente para evitar ser destruidas por el ego de cualquier hombre malvado en caso de que cayeran enamoradas de él.

Por otro lado, muchos hombres se encuentran con dificultades para atraer a las mujeres que les gustaría. Lo malo es que cuanto menos autoestima tienen menor es la capacidad de atracción que presentan ante las mujeres. Estas, sea porque su subconsciente busca un hombre que les de seguridad, o por cualquier otra razón, mayoritariamente son atraídas por hombres que tienen la autoestima en su sitio. Ni más ni menos. El histrionismo o el egocentrismo no son tampoco buena ayuda para resultar atractivo. Lo que sí resulta sumamente útil para ser atractivo es pasárselo bien con los amigos y ser simpático con las mujeres. Para ello lo primero es quererse a uno mismo tal y como la naturaleza ha traído a los hombres a este mundo. Con defectos incluidos. Cuanto más se ría uno de los defectos que cada uno tiene, menos importancia les dará nadie que nos rodee y mucho menos las mujeres.

Una vez aclarado este punto, hay que dejar bien claro que cada hombre -exceptuando los ‘sex simbols’- atrae a un tipo determinado de mujer y a un número determinado de mujeres. Es verdad que cuanto más potente sea su capacidad de atracción más mujeres serán atraídas por él. Y, lo mismo que las mujeres suelen ser atraídas por el mismo patrón de hombre, cada uno acaba sabiendo, antes o después, cual es el tipo, o los tipos, de mujer al que atrae con más intensidad. No tiene por que ver con el color del pelo, la piel o los ojos, o con alguna característica de la personalidad. Puede ser una combinación de todas. Es algo que tiene que ver con las energías que ambos -hombre y mujer- desprenden.

Y esto es lo importante pues es entre ese tipo, o tipos, de mujer entre las que el hombre inteligente elegirá a su futura pareja y la mujer encontrará a su hombre ideal. Para elegir bien, además de conocer bien cuál es el tipo de hombre o de mujer que más atrae uno u otro sexo, hay que tener o crearse las oportunidades de conocer a la persona adecuada. Y para ello es importante salir y relacionarse. Está claro que cada hombre y cada mujer tienen sus tiempos y sus circunstancias. Es decir, un hombre o una mujer pueden salir mucho durante unos meses o unos años, pasárselo muy bien con los amigos, conocer a una o varias personas del otro sexo, e incluso tener alguna que otra relación, sin que ninguna de esa/s persona/s sea/n la/s que de verdad resulta/n indicada/s para mantener una relación duradera y feliz. Si las circunstancias no favorecen, uno puede no conocer a nadie adecuado e incluso cruzarse con su pareja ideal sin entrar en relaciones. Pero si uno no sale y se intenta relacionar, entonces seguro que será más difícil que conozca a la persona adecuada o a las personas entre las que luego pueda elegir a aquella con la que ser feliz en la vida. Por supuesto que todo de acuerdo a la forma de ser de cada uno ya que si un hombre o una mujer son de poco salir tendrán que ser conscientes de ello y seleccionar bien sus salidas para maximizar las posibilidades de relacionarse con las personas adecuadas. Cada uno tiene que encontrar su propia forma de relacionarse si desea encontrar pareja. Y eso lleva su tiempo. Para unos más que para otros.

Una vez que un hombre sea consciente del tipo de mujer que le va y, dentro de ese grupo, como conjuntos que se interseccionan, el tipo de mujer al que más atrae, puede acordar tomar la decisión de casarse con aquella que siga los siguientes criterios:

a.- La mujer le gusta físicamente -La mitad de la vida en pareja tiene que ver con la relación carnal. La mujer que se siente muy atraída por un hombre se siente atraída también físicamente por él. Pero el hombre es un animal visual por excelencia. Es decir, se siente atraído por las mujeres en función de su físico. Por tanto, si el hombre siente también atracción física hacia la mujer, muchos de los problemas de convivencia que pueden y suelen aparecer entre las parejas a lo largo de la vida tienen, o pueden tener, una buena vía de solución tras la liberación de tensiones que se produce en los encuentros sexuales. Está claro que esta vía puede desaparecer a lo largo de la vida si el hombre, la mujer, o ambos se degradan físicamente bien por dejación personal o por alguna enfermedad. Entonces la relación tiene que estar muy sólidamente construida sobre cimientos muy fuertes y muy valorados por ambos para que la relación no se rompa. Y una relación puede estar rota aunque no se produzca el divorcio o la separación.

b.- La mujer sigue enamorada de él tras la primera etapa de enamoramiento profundo tal y como vemos en el último gráfico anteriormente expuesto. Dicha primera etapa dura, aproximadamente y variando de unas mujeres a otras, entre tres y nueve meses. Para un hombre es fundamental esperar este plazo antes de caer enamorado. El hombre puede decir a la mujer todo lo que de ella le gusta al él para que la relación prospere por parte de ella. Con eso, una mujer enamorada puede seguir junto al hombre sin sentirse dolida y sin esperar más de lo que verdaderamente hay en cada momento.

c.- El hombre se siente capaz de caer y mantenerse en un estado de enamoramiento algo menos profundo que el de la mujer -ver evolución de la línea azul en este último gráfico-. Esto es necesario para poder mantener la cabeza fría en determinados momentos en los que será imprescindible para mantener la relación a flote. Una vez al mes por lo menos, los cambios hormonales que viven las mujeres durante una parte importante de su vida hacen que estas muestren, durante dos o tres días, un carácter muy distinto del que habitualmente tienen. Suelen estar mucho más irritables que de costumbre y cosas que habitualmente no les afectan pasan a ser de vital importancia para ellas. Durante la fase de enamoramiento profundo de la mujer esto desaparece -al menos a los ojos de su hombre- y es, por tanto, uno de los síntomas mas claros de que la mujer ha cambiado de nivel de enamoramiento el que estos cambios de carácter salgan a relucir. Bien, pues es durante esos momentos cuando el control de la situación por parte del hombre se vuelve más importante para mantener la relación en un estado razonable. Es la mezcla de amor hacia la pareja y cabeza fría lo que puede evitar que los insultos, desprecios y otras lindezas que salen por la boca de las mujeres durante esos días no enfríen la relación amorosa. Es más, durante esos días, el hombre debe ser capaz de mandar a su mujer a paseo -por decirlo delicadamente- si lo cree necesario, sin que ello implique que la quiera menos por ello, para responder a algún que otro insulto o desprecio o para evitar entrar en terrenos demasiado escabrosos que la mujer está dispuesta a andar. También la debe ayudar a andar por todo tipo de situaciones anímicas alteradas por las que los cambios hormonales suelen llevar a la mujer durante su vida. Y eso se hace con la cabeza en su sitio. Si el hombre no se controla y se enamora profundamente -que es lo que quiere y busca la mujer durante toda la vida, sea consciente o inconscientemente-, además de que no podrá ayudar a su mujer en dichas situaciones por carecer de la suficiente perspectiva anímica e intelectual, probablemente provocará en su mujer una situación de desinterés por él, algo que él no entenderá y, haciéndole sufrir, acabará provocando casi con seguridad el fin de la relación. Esto es algo que ya he observado en varias ocasiones.

d.- El carácter de ambos es más o menos compatible. El hombre y la mujer han de buscar el que el carácter de él esté dentro de los márgenes que ella esté dispuesta a soportar y viceversa. Si esto no es así, si en algún momento alguno de los dos observa que algo del carácter del otro se sale de sus márgenes, debe ser lo suficientemente sincero como para decirlo claramente y para, en su caso, romper la relación antes de que las consecuencias de la ruptura sean peores -con hijos de por medio, etc.-. La paz interior de los dos está en juego y sin ella no hay felicidad posible.

e.- Ambos compartan unas aspiraciones vitales similares. Es también importante que el tipo de vida, las relaciones de amistad, el entorno deseado, el amor por los hijos, y aquellos aspectos más importantes de la vida sean de algún modo compatibles o similares. Amistades muy dispares, obsesiones por vivir en determinado sitio o el no deseo de tener hijos por parte de uno de los miembros de la pareja acabarán con el tiempo pasando la correspondiente factura de amargura y falta de felicidad.

9.- El trabajo y el dinero

Este es un tema del que cada uno puede hablar según le va en la vida, aunque existen algunos puntos comunes que trataré de exponer.

Si algo tengo claro respecto al trabajo es que las circunstancias nos marcan, a la hora de elegirlo como a la hora de perderlo, tanto como en el amor o en cualquier otra decisión vital.

Continuará…

Autor: Rafael Hernández Núñez

Anuncios

11 comentarios el “La felicidad

  1. Hola Rafael:

    te escribo a vuela pluma principalmente para decirte que me acuerdo mucho de tí (y esa deuda que tengo pendiente ;). En este caso no serán las imágenes prometidas (aunque están en la web de etib). Eso sí te adjunto un documento que en principio parece que puede ser verídico y que creo que deja lugar a pocas dudas: http://www.naiz.info/mediateca/video/comunicaciones-de-la-ertzaintza-en-la-noche-del-5-iv-2012

    Respecto a mí, en http://ciudadanopleno.wordpress.com/2013/02/03/me-alegra-que-me-hagas-esa-pregunta/ puedes encontrar una explicación de mi “ausencia” y la tardanza en responderte (ahora resulta que me dicen bipolar)

    Me encuentro bastante bien, luchando contra mis propias grandezas y miserias y buscando ese punto de equilibrio, que me acerque un poco más a esa felicidad de la que hablamos. (En http://www.burbuja.info/inmobiliaria/conspiraciones/405777-de-coca-cola-pasamos-al-anuncio-de-loterias-2.html puedes algunas definiciones más de felicidad)

    Puede quitarme el tratamiento “oficialista” (olanzapina) en el primer mes de tratamiento y el litio en 3 meses. En este año y poco, me ha ayudado mucho más comprender que una crisis es un síntoma de algo, y aquí estamos, buscando el origen. He dejado de fumar tabaco durante medio año, aunque luego he vuelto a las andadas (volveré a intentarlo a primeros de Mayo, a ver si esta vez es la definitiva). Respecto a la marihuana, el consumo es muy esporádico, creo que lo he reducido en un 80% como mínimo y fumo muy puntualmente (siempre tranquilo y en mi casa eso sí, teniendo bien presente que el veneno está en la dosis, aplicable ésto hasta para la imaginación).

    Decir también que en está recuperación, me han ayudado bastante 3 libros que aquí recomiendo por si puede servir de referencia para alguien (yo los leí en este orden):

    1. Curación emocional – David Servan-Schreiber
    2. Los cuatro acuerdos – Miguel Ruiz (http://es.wikipedia.org/wiki/Los_cuatro_acuerdos)
    3. El universo hologáfico – Michael Talbot

    Para alguno incluso, serán magufadas o cualquier adjetivo despreciativo que quieran aplicar. A mí al menos, me han servido para seguir recolectando piezas del famoso puzzle.

    Son tiempos increíbles estos que estamos viviendo. Tú como astrólogo, quizá lo notes. Como economista, seguro que estás “flipando” ;).

    Esta vez no hay chiste ni adivinanza, sólo una frase que puede “extraer” de mi “celebro”:

    “La diferencia entre amar y matar es una cruz”

    Salud para todos y todas, buenas vibraciones y recordar que si se dice que “la verdad está ahí fuera” hay que admitir cómo válido, “que la mentira está dentro”.

    Luchemos, pero contra nosotros mismos, (con cuidado eh), no vayamos a hacernos daño XD.

  2. Nada que reprochar Rafael.

    Ensalzar para mí, tu valentía. Todo un caballero.

    Si dices lo que sientes y lo dices de corazón, los problemas serán más fáciles de llevar.

    Además, uno está ya curtido y ya se sabe, que lo que no te mata, te hace mas fuerte ;). ¿Tu sábes lo que es ir de potes entre pelotazos?. La gente dice: Vitoria, capital Verde, pero como no te apartes, #TePonenMorao

    He llorado como hacía tiempo que no hacía, y me he relajado de tal manera que he recuperado una paz y una energía descomunal.

    Ahora mismo me quedan 10 twuits para llegar a 100, me sobran 9 para hacer #MagiaPotagia, pero no quiero abusar, jeje (de vez en cuando se puede uno, echar un farol ¿no? 🙂

    Puestos a corregir, creo que puse Rodriguez, en lugar de Garrido.

    Te debo una respuesta, porque ésta, #SeMeEscapó (dadas las circunstancias …;)

    Del Twitter no tengo ni idea, estoy aprendiendo a manejarlo ahora.

    Qué peligro, Rafael 😉

    Por cierto, a ver su puedo colgar unas imágenes de la ETB2 sobre la muerte de Iñigo.

    Realmente vomitivo el personal que circula por los platós ….

    Nada nuevo …

    Pero estos son #concejales

    En fin, como son momento agridulces, acabaré con un #chistemaloperomio

    – Patxi, ¿echas un partido de pelota?
    – Vale
    – A cuanto: a 22, a perder un ojo, o a perder la vida ?
    – He quedado para echar unos potes, tengo bastate prisa.
    – A 22

    Te desanimo a que eches un vistazo a #MiGaleria:
    https://twitter.com/#!/ciudadanopleno

    Hablando de #futbol:
    @ciudadanopleo 1 Selección del Twitter 0 (#patatero, como no podía ser de otra forma 😉

  3. Hola Raúl,

    Vaya un flipe de tuitero que estás hecho. Yo en ese medio he escrito poco. Acabo de vincular mis post a Tweeter y aún no se si funciona. Veo pocos accesos desde el pajarillo. Ya ire metiéndome cuando tenga un rato porque imagino que acabará siendo un recurso imprescindible para la era de la comunicación en la que estamos entrando.

    Veo que te toca muy de cerca el problema vasco. Resulta siempre complicado tratar con quien odia el pensamiento libre y oculta sus verdaderas intenciones bajo palabras manipuladas.

    Por cierto, te he eliminado una línea del comentario para evitarte problemas mayores. Espero que lo entiendas.

    Un saludo,

  4. Triste noche esta Rafael. un muerto mas. espero que lo publiques y lo difundas.

    #NosLoMerecemos.

    #Gracias

    Todos a una: OSASUNA. EUSKAL PRESOAK A LA CAMARA DE GAS, o

    #ElMilagroDeLaSemanaSanta2012

    Esto del Twitter es una pasada. Otra droga más. Menos mal que soy #polipatético, #multitarea y #creyente. #PorEsoCreo que podré compaginarlo con el resto…, de drogas #digo.

    Curiosa la fauna que circula por el pajarillo, el invento tiene su miga: pitas, pitas, pitas.

    En pleno siglo XXI es muy, pero que muy deprimente, leer las ideas y comentarios de cierto tipo de personas, pero casi es más triste todavía ver, cómo se escudan bajo palabras tan nobles y con tanto significado como #patria o #bandera (Modo irónico off)

    Reconozco eso sí, que a mí personalmente, se me ha respetado dentro de los límites razonables que se podrían establecer, entre personas que no se conocen, y más en mi caso en concreto, que no da la cara, ni aporta su nombre. Es decir, desde el anonimato y como un cobarde.

    Por esa parte “chapeau”, y es muy de agradecer dados los tiempos que corren hoy en día.

    Yo he respetado y me han respetado. Otra cosa es que genere antipatías, sea un pesao o el troll de turno.

    Para gustos los colores amigo, y de eso: no discuto – que diría un daltónico. Tuit, tuit, retuit.

    Bien, mi nombre es @ciudadanopleno y si te espabilas solo un poco, tienes hasta mi dirección, así que de cobarde lo mismo que tod@s. La policía también sabe quién eres tú y donde estás. ¿Tienes el móvil encendido? Otra cosa es que quieran ir a por ti, o no.

    Cara a cara, mano a mano, uno contra uno, la cosa cambia y si se trata de escoger entre #vida o #muerte, yo escojo #vivir, y ya se sabe que yo por mi hija, mato.

    Por nada más. Menos por una #patria, que espere un momento, ahora que me la busco: no me la encuentro.

    Otro tema es que no me apetezca ser un friki (o más friki de lo que pueda ser), y poner una foto de mi cara, cosa que además hago por deferencia, y por no hacer pasar un mal trago al personal.

    Yo soy una #puta #jodida #víctima más, del #terrorismo #vasco, #español, y #mundial.

    Igual que tú lector/a: un pringao (da para las damas).

    Reconozco que tengo cierta ventaja, porque tengo datos de primera mano, cosa que no todos los que lean esto pueden decir. Podrán decir que les han dicho, que han leído, que oyeron, que su padre…
    Y no creanque tengo datos de primera mano porque soy un #gudari o pertenezco a no se qué brazo armado, no. NO. NO.

    En su día quise evitar el asesinato de Miguel Ángel Blanco Rodríguez. Si así, como suena.

    Si no te lo crees, allá tú. El plan era infalible (bueno casi… (

    Si te suena a #locura, te ahorraré detalles (inolvidables por cierto), y te diré que efectivamente, me costó casi 2 meses de internamiento psiquiátrico, #TolDiaDrogao, #Deltoyá, babeando sin parar…

    Sus drogas, sus putas drogas. No te dicen: “la roja o la azul”, te dicen: “te la comes o te la pincho” Si, hazme caso: es así. Qué ricas las pastillitas, hay que joderse, hay muchas formas de tortura.

    En fin, mi nexo de unión con Miguel, era la música, el amor por un instrumento, nada que ver con el PP o la política.

    Que sepas que yo, como buen ciudadano pleno #NoHeVotadoEnMiVida (y he tenido unas cuantas oportunidades), y por eso creo que pertenezco al bando ganador, que somos los que no votamos, los que nos abstenemos de este votar este sistema podrido. Creo, que rozamos el 40%. Con un 40% más, que alegría que alboroto, otro pareto piloto. Los sueños: sueños son. Hacen falta los arrestos necesarios para apretar el el botón. Tuit, tuit, retuit.

    Para gustos los colores amigo, y de eso, no discuto. Claro, todo esto, suponiendo que tenga que existir un bando ganador y uno vencido. ¿Y yo que?: que ni ganador ni vencido, solo soy #jodido.

    La #música, la #batería, me unía a miguel, y me dolió lo mismo cuando le mataron, que cuando reventaron a #nosecuantospikoletos en #yanimacuerdo :_(

    También me duele que en pleno siglo XXI, día #post #resurrección, tengamos madres con hijos en cama, en coma, por los pelotazos de las fuerzas represoras de

    ………………………………..(Complétese en caso necesario),

    Terrorismo es cuando de crío en #MiPueblo, #CercaDeCasa, mataron a 5 trabajadores e hirieron de bala a más de 100 (#TamosLocosOQué)

    Eran otros tiempos… Fraga vivía. Ahora el rollo es “light”. (Joder, se imaginan 150 ametrallados, heridos de bala en la Sagrada Familia de Barcelona, por ejemplo). Es que ni de tripi. Optimistas informados, cierren las orejas, pero llegará.

    Compare usted la #MierdaHuelga del otro día. ¿Para qué ha servido?.

    Más dolor, más leña al fuego, más gastos. ¿Usted cree que un ciudadano pleno no se ha enfrentado
    a los beltzas (#negros), que los hemos visto #DeTodosLosColores, por aquello que le importa? Y NO, NO #PorLaETA, por una RADIO LIBRE por ejemplo.

    Queremos libertad de expresión y te llenan la boca de pegatinas mientras convulsionas en el suelo.

    Joder, que pongan los anuncios ya…., Tuit, tuit, retuit

    Y ellos siguen en sus sitios sin dimitir, haciéndose cuadros para la posteridad, de hotelazo en hotelazo, sindicalistas a todo tren, políticos de #TodoA100, pegándose la vida padre a costa de mis impuestos (y los tuyos, suponiendo que los pagues, #kytvl). Engañando a la gentes, sinvergüenzas.

    El alcalde se Santiago no declara el IVA, que queda poco fino y encima dice que no dimite. Pues bueno, allá él y allá sus votantes, ¿pero queda un poco feo no?

    Creo que a ésto, le llaman “inspirar confianza en los mercados” JAAAAAAAA, JAAAAAAAA, me parto y me #mondolirondo

    Pero no desviemos el tema.

    Terrorismo.

    Terror he sentido cuando he sabido, que al técnico que reemplazaba en un nuevo trabajo, el Batallón Vasco Español (hablo de hace 20 años, vamos, cuando los gaseadores de eukal presoak, justo venían a caer al estercolero éste en el que les acogemos), le acababan de volar el coche con una bomba.

    Joder que puta guerra. Eso es locura. Y para más INRI, todo esto ocurría a 20 metros de la iglesia en la que se originó la masacre del 3 de marzo del 76.

    Terror he sentido cuando reventaron a Buesa, que mire usted (#JoderParezcoForrestGump), era conocido mío, al punto de que dos días antes de su muerte, estuve en su domicilio y recorrí el mismo camino que a él, y a su escolta, le llevó a la muerte, de la mano de alguien al que puedo perdonar, si de verdad reconoce que se equivocó al darle al botón. Tuit, tuit, retuit.

    Pues mire usted, que cumplan las penas que la ley dicte y acabemos de una vez, cada uno con su conciencia, con sus miedos, sus vergüenzas y sus pesadillas al no dormir, pero tengamos la valentía de sufrirlo en silencio, cuando nadie nos ve, sin manchar con nuestra miseria, el alma cándida de nuevos seres que son adoctrinados. Criaturicas …

    ¿Acercamiento?.¿Pero no es lo que ya dice la ley y no se cumple?

    ¿Pues entonces, para qué tenemos la ley?

    #ParaYaSabesQué ………………. (Complétese en caso necesario)

    Y la tortura, la bañera, la bolsa en la cabeza, la violación y los GAL, #PeroEstoQuéEs.

    Eso no es dolor ¿no?

    Son hijos perdidos igualmente, muchos verdaderamente inocentes, por “errores” policiales.

    #DañosColaterales le llaman.

    Y la democracia. Y el Felipe. Y los hedgefun. Y los mercados. Y la hípica, y Villa PSOE y la CAM, y la CAN y las preferentes y las convertibles, y las dietas y el primo de zumosol, y la prima de riesgo. Y el mercadoforex.com. Ponga la tragaperras en su casa, y genere más violencia doméstica. Yupi!

    Por eso cuando veo los muñequitos esos que venden parte de la vícitmas de terrorismo (que son chulos y a mí me gustan), #HechoDeMenos algún traje rural, de campesino, baserritarra; de los que sólo sabían hablar el vasco, hasta que llegaron gentes que se reían de ellos, sólo por desconocer su idioma de invasores. El lenguaje, el idioma.

    Eso señor@s es EDUCACIÓN Y RESPETO.

    Ya son varias veces las que he tenido que secar el teclado al juntar estas malditas letras, y mientras, los mercados #EstánQueLopetan, en el #PostGudariDay, día de la patria vasca, Aberri eguna, o como lo quieran etiquetar.

    Los mercados no lloran, no, Éllos solo está abiertos o cerrados. Largo, corto. SELL, BUY …Click here. Margin call. You are a looser. Tuit, tui, retuit.

    Pero da igual, tenemos las máquinas de apuestas en los bares y apostamos como idiotas. Gobierno del OPUS. #retales de #resurrección. #IndependenceDay

    Pero da igual. Ya nos ponen el “jurgol” para que otros #gudarisadoctrinados (Modo irónico off), se dediquen a apedrear autobuses, a ver si con un poco de suerte, no matamos a nadie. Criaturicas con banderas, dejadlas en paz.

    Hemos empatado a cero.

    Les digo a los del Madrid, que viene el Barca.

    A mí plim, que soy del Alavés, pero como está en Segunda B, digo que a mí, el que me gustaba era Arkonada. Si, de la Real Sociedad, huestes invasoras …

    Despejaba muy bien. Le costaba más retenerlas …

    Decir vasco y decir portero, es como decir portero y decir vasco. O decir Karanka.

    Yo he sido portero de fútbol y lo seguiré siendo: en euskera, castellano, inglés, portugués ….
    ¿Por qué? ¿Por qué?

    Porque me gusta el fútbol, me gusta jugar al fútbol.

    Me gusta jugar, no matar. #YoNoSoyViolento

    Hutsna

    O eran 6-0.

    Sei eta huts

    Luego un locutor famoso y risible de una radio por la que no me manifestaría, se posicionará sesgadamente, para coger su sobre en metálico y, matando dos pájaros de un tiro, apuntar con su garganta acusadora al lado dictado. Apueste que se paga a 1,1 el euro. Y todos nos lo tragamos.

    Medios de comunicación. Poder Real. Basura Real. Españoles todos. #MeLlenaDe.Org

    Señor@s, la vida se nos va. Nos la quitan a pelotazos, a porrazos, a bombazos, a cuchilladas, atropellados en la bici por un conductor borracho, apoltronados, adormecidos, aborregados, drogados manito, con los anuncios en el YouTube …

    O en una estación de tren.

    MERCANTILEAR EL TERRORISMO.

    MANIPULAR EL TERRORISMO, es demasiado refinado para mi simpleza.

    Empresas de seguridad de ex – ministros de interior, escoltas, subvenciones, espías, corrupción, agentes de aduanas, el Pepiño, la gasolinera, el CSIC, el robo de los portátiles; que si #ElPikoletoDePaseo, o #LaQueEsTodaDeNegro, que #PareceQueVaDeLuto.

    No puedo más. Esto huele que apesta por mucho gas que le pongan, tuit, tuit, reuit or not retuit.

    Déjenme en paz ya con SU TERRORISMO que me estoy empezando a enfadar de verdad, y mire usted:

    #YoNoSoyViolento , porque de crío, tuve la suerte de pegarle a un compañero de clase, una patada que le reventó los puntos de la reciente operación de apendicitis, y #CasiLoMato. Si es que hasta #PaserMaloHayQueSaber.

    Desde entonces #ODIOLAVIOLENCIA, #MeRepugna, y me repugna que otros la utilicen para sus intereses bastardos, o abortos, o porque tienen tan poco cerebro que no entienden ni ésto, o simplemente porque son más y más fuertes, o porque éllos tienen lanzapelotas y nosotros pegatinas.

    Cobardes.

    Y la ira crece, pero #YoNoNecesitoDisparar: yo le meto cuatro patadas al peta y 2 caladas al bombo y me basta. Tuit, tuit, retuit.

    Terrorismo.

    Mujeres muertas semanalmente a manos de otros pobres descerebrados, posiblemente arrinconados por la envidia y falta de talento y educación, que falta y que sobra, o que sobra y que falta, tanto monta, monta tanto … en #SpainIsDifferent or in #SpainIsThePainPainPain (Leña al mono que es de goma)

    Terrorismo.

    Terrorismo son los #HijosEnPlenaEsfervescencia, atrincherados con su padres y los abuelos en unas casas ridículas, por la carestía, que para mí no las quisiera.

    El hijo, el padre, el abuelo. ¿Donde está el abuelo? :_(

    De todas formas puestos a escoger y si nos dejasen ejercer nuestra última voluntad, yo cogería la cámara de gas española #TheSpanishGasChamber, porque como no hay un euro …

    De gas poco iba a tragar, eso suponiendo que en la cámara, quedasen tuberías o instalaciones eléctricas, que las de cobre vuelan con una facilidad que no vea, oiga.

    Aunque uno en el fondo es buena persona, y no quiere molestar a nadie, ni causar más gastos, así que voy a aguantar la respiración un rato, a ver si me muero #SinGasNiNa, #PorNoMolestar

    #PepeFeller tenía razón, al final los viejos son y seremos un problema: tanta paga, tantos cuidados.

    De todas formas, #Tranquil@, esto es como #LaSífilisNegra, “se cae sola”, y los pobres jubilados…, ellos solos se irán, nos iremos, #NosIranSuicidando. Donde está el abuelo, papá … :_(

    Joder, exquisito, maquiavélico, superultrasofisticado.

    Y por si no tienen las ideas claras, los abuelos atosigados a pastillas. #TolDiaDrogao, #Deltoyá, babeando sin parar… Coje el bote de palomitas y la CocaCola, siéntate, pon la tele y disfruta.

    Voy a tener que pedirle a #PepelillosPaDentro que me diga cómo seducir a la audiencia, que de eso sabe un rato, bueno de eso y de todo.

    Él dice “Que ya lo dijo Mahoma, que tan maricón es el que da como el que toma”.

    Según la ley de Cristo, “El que da, es mas listo”.

    Yo de ésto, “entender”, lo justo y necesario, es nuestro deber y salvación.

    Parece que hay obispos que entienden mucho más.

    Y aquí lo que importa es dar espectáculo, ¿no?

    14 #Foyogúers, #QueMatao.

    Se ha hecho tardísimo y estoy muy cansado.

    El mercado no.

    De prisa, de prisa.

    Sí, sí, ya te digo: a 0,5 la unidad y bajando señores.

    Esto es lo que tienen los socios USA, se ponen cortos y te joden. Si no sabes #PaqueTeMetes.

    Basura de mercados.

    No puedo dejar de hacer un guiño a los ecologistas y compañeros hortelanos.

    Los de la huerta, sí.

    Ésa que nos quieren asfaltar y hormigonar.

    Ya no nos dejan ni tener lechugas, porque quieren que comamos su basura transgénica.

    Donde estás, donde está Yolanda.

    Los mercados.

    TERRORISMO

    #LaNaturaleza, tiene todo el derecho del mundo a quejarse y a ser escuchada, (tuit, tuit, retuit),

    no ya sólo por los #AutoErigidos en representantes del pueblo, sino por el mismo #Pueblo.

    Ahí están los #LosPlenos, ahí están #LasPruebas, ahí la tecnología, ahí la verdad.

    Hay que tragarse con dos cojones, cómo estos señor@s, arrasan la naturaleza, con el dinero que no

    tenemos.

    Dejadnos, no representáis a nadie, #QueremosLibertad

    Demasiado punk también cansa, y luego hay que recogerlo todo, que se queda #HechoUnCristo. Tuit, tuit, retuit.

    Y señor@s, #NoHayDineloNiPalJaldinelo.

    Como diría el señor delegado concejal de cultura: (no sabemos si a tiempo parcial o completo)

    Tanano nano nano

    OCDC

    Tanano nano nano

    OCDC

    Tanano nano nano

    Let there be rock, Let there be Light.

    XIGLO XXI. Peculiar sitio éste, llamado Navarra.

    P.D.: Por cierto al Evaristóteles, que yo le llamo (y no viene;), nunca le perdonaré #SerGallego, que joío, #TodaLaVidaEngañao, aunque, qué decir de mí, que soy mitad bellota y mitad patata, mitad peras, mitad manzanas. Tanano nano nano AC-DC

    Menos mal que NO soy de fronteras, ni peajes, ni etiquetas, ni equipajes, que si nooooo… 😉

    La música amansa las fieras, por eso me gusta tocar la batería #QueSiNo, lo mismo empuñaría una tarta y se la reventaría en la cara, a la presidenta de mi gobierno.

    “Linea eliminada por Rafael para evitar problemas mayores”

    No por nada, sólo por joder.

    Total son sólo 9 años de cárcel …, de techo y comida gratis. #Subidón #Subidón.

    Eso sí, #SiQuieresDrogasLasMetesPorElCulo.

    Dicen “traspaso modélico” ….

    … de carteras ….

    Entre el Sr. Jáuregui, un conocido también, (#JoderParezcoForrestGump) y #NoSeQuién…

    Qué decir.

    Modelíco, modelíco, como el difunto agüelico. #DondeEstáElAbuelo

    Todo “diplomacia de alto standing”,

    Toma “política de altos vuelos”.

    40.000 millones que faltan en el pincho, tú.

    Terrorismo.
    Eso es terrorismo.

    Terrorismo. Joder.

    Que aprendan de los #USA11S, eso es terrorismo del bueno y con aviones y demoliciones, en la “caja tonta”, retransmitido al mundo entero. #Onlain, #Inestereo, #Dolbitxurraun

    Terrorismo.

    Yo NO soy terrorista. Tú NO eres terrorista. ÉL ES TERRORISTA

    Terrorismo es estar años y años mareando la perdiz, que si negocio yo, negocias tú, y mientras #LaGenteMuriendo, tuit, tuit, retuit.

    Y ellos cambiándose de escaño, con sus dietas y escoltas y tal y tal, que diría gil y gil, y san gil.

    Y al Miguel le metemos 2 tiros en la cabeza. #ApretaTú. No #ApretatuQueAMiMeDaLaRisa.

    Ah, que uno se pierde definitivamente.

    Como hablábamos del tuit, tuit, retuit, decía que uno puede empezar una #SemanaSantaCualquiera siendo un gran deportista y mejor persona aún; y después de exhalar/inhalar #UnPocoDeGas y #VerAlEvaristo: #ConvertirseEnCatólico …

    #EstoEsLaPolla

    #MilagroGarantizado

    Voy a dejar el Twitter.

    Total, pa 14 seguidores que tengo.

    #13+1

    #QuéMalaSuerte

    #SiempreDandoLaNota

    #NadieReplica

    #NadieDiceNada

    Claro si encima la gente borra los mensajes …. #Quemagolapishaunlioquiyo, y encima quedo como un “tarao”,

    #ComoUnPaleto,

    #ComoUnLoco.

    En fin.

    #JoderQueFinDeSemanaManDaoEstos

    #AberriEguna

    #Patria

    #OpenYourMain

    #Please.

    @ciudadanopleno viene de éso,

    Del #PLENO que se hace en cada #AYUNTAMIENTO.

    Tú tienes derecho a verlo, a criticarlo y a opinar y votar en consecuencia.

    O no votar.

    #LosPolíticosYaPuedenEspabilar y mejorar muy mucho.

    No es:

    #TengoElPoderMeVoyAForrar

    Es:

    #AhoraQuéHagoConElPoder,

    #MeCagoPorLasPatasAbajo, o

    #MejoramosTODOS, o

    #SoloMejoraMiCuñao, que a ése, yo le pondría de kalendari o como se diga, que vale un huevo y además, se entiende con los vascos, en su extraño idioma y todo, oiga.

    Con todo mi cariño a aludidos, eludidos, gaseados y demás #Criaturicas

    Un respeto por los muertos pasados y futuros. Muertos de la sinrazón.

    http://www.encuentrocondios.com , esto es ya optativo, que yo no me lo leído entero :), pero no te creas,

    a mí, eso de las #lucecicas #yamemola, y total morirse, va a haber que morirse, o que te mueran.

    #NoTeCreasNada

    #CualquierParecidoConLaRealidadEsReal

    @ciudadanopleno, un ser de paz

    “Reirnos de Navarra, siglo XXI”
    “Reirnos de Navarra, 2012”
    Reirnos de Nosotros Siempre

    Otra cosa que me fastidia de toda esta historia es no poder escribirla en #euskera, porque no sé hacerlo, y mire que he intentado aprender.

    Pero claro, si en clase, #TuProfesor de euskera resulta que está lisiado, y a duras penas, medio tartamudea el idioma, víctima supuesta y evidente de la represión policial: #ApagaYVámonos.

    Si a ello le sumas su complejidad, no es tarea fácil.

    En dos tardes no se aprende, como la economía.

    Es mucho más fácil machacarlo y obviarlo. #eleuskerapake, ¿no?

    “Yo lo que quiero es que se haga la legalidad” que diría #LaConcejalaDelegada

    Mientras tanto, yo hago lo que puedo y voy aprendiendo cosas cotidianas de las que puedo usar en el barrio y me son útiles en la #SupervivenciaDiaria

    Jokoz kanpo zegoen, Alboko sake, Oinatz 22 – Irujo 21, zure bularrak ikuttu.

    #OComoSeDiga

    Os iba a dejar con la intriga, pero ya os digo que soy buena gente (aunque al final no he podido suicidarme manteniendo la respiración 😦 ) #DondeEstáElAbuelo

    Fuera de juego
    Saque de banda
    Oinatz 22 – Irujo 21
    Tocar tus tetas

    Y ya puestos a explicar una nueva palabra, y porque además de criticar, hay que @OfrecerAlternativas, les presentaría a la señorita o señorito, según el agujero por el que se meta:

    AUZOLAN

    TRABAJO EN EQUIPO.

    O remamos todos en la misma dirección…

    Por cierto:

    deja la ventana abierta cuando duermas, no sea que los del BCE, o la FED, o los reptilianos, paguen la #FacturaDelGas, y llegue el/su ministro.

    Las cosas como son:

    me gustó mucho más el cura que estuvo en la tele con el @follonero y “los etarras”, que otr@s.

    Hasta para decir CONDENO TODO TIPO DE VIOLENCIA, (o leer esto), hay que tener agallas.

    Sin acritud.

    Amén.

    Tuit tuit, retuit.

    Acabo de oir que #HayUnNuevoMuerto. #JoderHeVueltoAMojarElTeclado

    Tuit, tuit, t u i t . . . . :_(

  5. Hola Raúl,

    Siento el retraso en responderte pero he estado liado preparando un par de entradas de este blog.

    ¡Que razón tienes en los problemas que genera el que los empleados públicos consideren su puesto de trabajo como algo fijo y se sientan además como si no fueran servidores públicos!. Tu experiencia es reveladora como también la tantos otros que se encuentran con una Administración demasiadas veces lenta o inoperante. Aunque esa no sea la regla por la que se han de medir a todos los empleados públicos de nuestro país, hace poco viví en primera persona un hecho que me llamó bastante la atención. Tengo en la Facultad una compañera que no es profesora sino administrativa y, aunque no es de esas personas que uno esperaría defensora acérrima de un sector público sobredimensionado, más que nada por sus ideas políticas reconocidas, el otro día nos remitió -enfatizando su adhesión al mismo- un correo a todos los profesores de la facultad con una pseudo proclama de otra empleada pública de una universidad pública andaluza en la que esta mujer no se sentía en absoluto servidora pública, sino que sólo se veía a sí misma como una empleada más -eso sí, de una empresa pública- y, por lo tanto, se sentía agraviada por el hecho de que el sector privado de la economía cargara contra su situación de estabilidad laboral para reclamarle ajustes de salario.

    Y una cosa es que los bajos sueldos de bastantes empleados públicos les lleven a pelear porque estos no les sean reducidos aún más en esta situación de crisis de capacidad de compra, y otra es que los servidores públicos estén dejando de tener claro lo que son y a quien sirven. Empieza a preocuparme que el empleo estable corrompa las mentes de los servidores públicos de esta manera. Hasta ahora, al menos tan públicamente, no había sido así. La estabilidad en el empleo de los servidores públicos deviene de la necesidad que existe de que estos -por la consideración administrativa de su tarea y la importancia que tiene su continuidad en el tiempo- no cambien cada vez que se produce un cambio político en el gobierno de esta administración. Pero de ahí a que se consideren empleados como cualquier otro de los que en el sector privado estan en riesgo constante de perder su puesto de trabajo va una gran distancia. Por ello, si una sociedad no es capaz de mantener económicamente un sector público sobredimensionado y necesita reestructurar el mismo hasta que su coste sea asumible reduciendo los salarios de los empleados públicos y/o reduciendo el número total de los mismos, el interés de la sociedad debe de estar por encima del interés particular del colectivo de servidores públicos. El debate puede resultar interesante siempre y cuando no se introduzcan en el mismo consideraciones como las que te cuento, pero si una sociedad decide reducir el sueldo o el número de empleados públicos esto debería poder hacerse sin estridencias administrativas.

    Tu lucha por un nivel de vida digno resulta cuanto menos aleccionadora y viene a corroborar lo que pongo en esta entrada del blog. Sin salud no hay nada que merezca la pena y es por ello lo primero que hay que intentar preservar o recuperar cuando se pierde. Y ello sin límites o condicionantes sociales que pueden estar bien para la mayoría pero que en casos específicos pueden resultar más una traba que una ayuda. Siento en cualquier caso que para salir de ese estado de postración hayas tenido que recurrir a un psicotrópico que no creo que le haga mucho favor a tus neuronas, pero a veces la vida es así y hay que asumir cargas conocidas para librarse de otras más incapacitantes. Te animo en cualquier caso a seguir investigando que es lo que te causaba tantos dolores de cabeza y esos problemas en la piel. Yo, si estuviera en tu lugar apuntaría hacia el hígado como fuente de problemas ya que que está intimamente ligado a la salud de la piel y sus enfermedades crean numerosos dolores extraños de cabeza. Prueba con la homeopatía y con sistemas naturales de limpieza del mismo. No vaya a ser que con el cannabis estés ocultando un problema que va progresando en tu interior y que cuando emerja tenga ya mala solución.

    Interesante y de lo mas ilustrativa tu experiencia con la administración en la búsqueda de una financiación inexistente en el ámbito privado. Desespera ver como se malgasta el dinero público en proyectos inútiles apoyados por el político tocagaitas de turno, dinero que se extrae mediante impuestos del tejido productivo privado dejando a este sin la posibilidad de usar estos recursos de forma más eficiente. Que bien nos va a hacer a los ciudadanos de este país esta nueva posibilidad que se nos abre para denunciar este tipo de atropellos y abusos en internet. Hasta ahora estas denuncias pasaban por el filtro de los propietarios de los periódicos y eso significaba que muchos casos de corrupción o de ineficiencia y despilfarro no llegaban a salir nunca a la luz. Por eso te animo a que sigas escribiendo en tu blog y que le des la forma que quieras. No te asuste lo que puedan pensar los demás sobre tu cualificación y dale la forma que quieras. La forma y el contenido pueden ir cambiando con el tiempo, pero si tienes algo que decir cuentanoslo para que no quede en el olvido. En mi blog puedes ver un enlace a un blog en el que se denuncian los despilfarros de dinero público. Lo hace un hombre con problemas de salud que tiene tiempo para dedicarse a leer los boletines oficiales. Los políticos son cada vez más sensibles a las denuncias públicas sobre sus corrupciones, incapacidades y mediocridad y, de momento al menos, este medio no lo para nadie.

    Lo de plantear el “servicio social” para jóvenes me parece una idea estupenda que ya existe en otros países donde se oferta como alternativa a un servicio de armas para aquellos a los que no les guste este mundo. Tenemos una historia muy peleada -guerras de todo tipo por los motivos más interesados y/o estúpidos- y ello ha llevado a que casi todos los países consideren la necesidad de que sus ciudadanos conozcan el uso de las armas por si en algún momento ello fuera necesario para defenderse de algún ejército mal intencionado. En nuestro caso, ya que tenemos un ejército profesional -algunos estarán ahora renegando del coste de esta opción sin tener en cuenta sus bondades-, el servicio social se presenta como única alternativa para introducir a los jóvenes españoles en cuestiones importantes de valores y de convivencia cívica y podría computar unos cuantos créditos en la enseñanza secundaria de estos estudiantes. No es un tema al que haya dedicado mucho tiempo y por eso dejo para otro momento un análisis más profundo aunque la propuesta me parece a priori muy interesante.

    La felicidad hay que sentirla necesariamente durante la búsqueda porque, cuando la salud acompaña, es ese el estado en el que estamos la mayor parte de nuestra vida la mayoría de los mortales. Si no somos capaces de darnos cuenta que lo importante es estar vivos porque de esta manera somos capaces de disfrutar de este mundo físico único, probablemente desperdiciemos nuestra vida con pequeños destellos de sensaciones felices. Ya lo dice un refrán que yo he rehecho: “Mientras hay vida, hay posibilidad de ser felices”

    Un saludo,

    P.D.: Si en tu puzle metes la mediocridad aderezada con una ambición desmedida de muchos, seguro que encajarán mejor las piezas. Desde aquí te animo a luchar contra la mediocridad de esos que se creen intocables porque las circunstancias les favorecen.

  6. Hola Rafael:

    gracias por alegrarme la mañana. Cuando he visto que me habías respondido, me ha hecho mucha ilusión.

    Le comentaba a mi compañera: “Rafael no debe ser BUEY …, porque no dice ni MÚÚÚ…” :DDD (dicho con todo mi cariño, sin ánimo de ofender, y desde mi particular sentido del humor)

    La verdad es que estaba un poco preocupado porque pensaba que no tendría respuesta tuya, y el día que menos pensaba; tachán, respuesta de Rafael. Si además te agrada mi forma de escribir: genial. En realidad me costó unas horas escribir el texto, más por no saber por dónde empezar, que por no tener cosas que decir.

    Entiendo que encamines el blog y el debate a tu terreno que es el de la economía, por eso te digo que no me importa tener que esperar tu comentario, faltaría más. Comprobar que hay alguien “al otro lado”, alguien que se ofrece a debatir, compartir experiencias y dedicarle un tiempo a tus comentarios, es gratificante, especialmente si ese alguien tiene unas capacidades como las tuyas. Nada que ver con ésto (http://ciudadanopleno.wordpress.com/) que me ocurrió el otro día.

    Así que ya sabes Rafael, cuando quieras y como quieras, que yo aquí: soy tu invitado.

    Está claro que la administración está superextrasobredimensionada y multiplicada por 18.

    Si además le añadimos la administración europea, apaga y vámonos. El otro día leía que en poco tiempo, el conjunto de normativas europeas habían pasado de 85.000 a 150.000, y que se regulaban asuntos como: !!! el grado de curvatura de los pepinos !!!

    No sólo es que la administración esté superextrasobredimensionada y multiplicada por 19. Lo grave es que los que están, no tienen la más mínima intención de cambiar nada: ¿tirar piedras contra su propio tejado?

    Y bueno; ya que están piensas que al menos servirán para algo, pero como ya apuntas en el blog: la mediocridad adorna muchos despachos de “encorbatados”.

    El hecho de que muchas de las plazas sean fijas (falta de competencia), lleva irremisiblemente, más tarde o más temprano, pero como un trágico destino, a una dejadez e indolencia absoluta. Hay una frase de una ex-compañera del Ayto., que ya ha pasado a mi “memoria histórica”: “Yo cuando cruzo esa puerta para salir, me olvido del trabajo”.

    La frase venía a colación, porque en mis primeros días de trabajo, los compañeros me preguntaban por el nuevo empleo. Yo comenté con alguien que la principal ventaja que le veía, es que por fin no me llevaría más trabajo a casa después del trabajo. Pensamiento equivocado porque como siempre, ya metí mis horitas extra, de estudio y trabajo en casa.

    Pues bien, lo triste del asunto es que yo, en mis pensamientos y después de ver trabajar a esta persona en concreto, añadí a su frase: “y cuando cruzo la puerta para entrar, también me olvido del trabajo”. Con el agravante de ser un representante sindical. Si a ésto, le añades personas de 45 años en adelante, que no tienen ni idea de informática; y lo que es peor, que ni les interesa cuando es su principal herramienta de trabajo, te quedas con un panorama desolador.

    Panorama que por otra parte, yo pondría patas arriba en dos días. Yo y cualquiera que quisiera buscar soluciones óptimas a problemas concretos.

    Valga un ejemplo estúpido: Visito un juzgado y me quedo atónito ante el poco espacio de oficina, entre las montañas de expedientes.
    !!! Estamos saturados de papel decían !!!, ”

    Oder, impriman por las dos caras y ocuparán la mitad de espacio” ¿Ein, lo cualo?
    (por no hablar del ahorro en papel … )

    Claro, luego sale el Sr. Gallardón y dice que va a unificar los 8 sistemas informáticos judiciales que hay en España porque son incompatibles. ¿Ein, lo cualo?

    A estas alturas: 2012, que éso no esté hecho, es una aberración y un insulto a la inteligencia de cualquiera que tenga 2 dedos de frente. Ah, es verdad, que es que no tenemos personal cualificado disponible, todos los jóvenes ya tienen currelo ¿verdad?.

    Lo que no hay (aparte de dineros), son ganas de querer hacer las cosas, no diría que bien, porque es algo subjetivo, sino con un mínimo de criterio y lógica, aplicados repito, a la resolución de los problemas, con el objetivo de mejorar y avanzar en nuestra condición humana. El otro día posteé esto (http://www.ideas4all.com/ideas/123454-que_los_politicos_en_espana_no_cobren_o_que_cobren_un_multiplo_del_salario_minimo_interprofesional). Es algo básico, por elaborar, pero creo que deja claros y sentados los principios respecto a los políticos por ejemplo.

    Y es que uno se puede equivocar y de hecho se equivoca. Y no solo una vez, dos y más. Ante ésto, respeto y compresión: cada uno vale para lo que vale, para lo que le han enseñado y/o para lo que se ha preparado. Ensayo y error, eso es parte del conocimiento.

    Lo que ya se sale fuera del cuadro, es la dejación de funciones y/o el abuso de éstas por parte de los que las detentan.

    Ya no es “no hacer”, sino, “hacer a sabiendas de que está mal”. Y es que si uno se aleja un poco, por aquello de que los árboles no dejan ver el bosque, se da cuenta de que el problema, al que se le ha añadido el de “la crisis”, tiene fuertes raíces entre las que destaca la baja catadura moral, educacional e intelectual que envuelve, porque de alguna forma hay que llamarla, esta España de las autonomías.

    Irónico “de las autonomías”, porque ahora mismo somos de todo menos autónomos, ya que somos esclavos de la increíble cantidad de dinero que se debe.

    Otro ejemplo estúpido: “No; que es que…, en el pendrive que me pasaron …, no estaban esos 40.000 millones de euros…”, Anda ya, ¿pero ésto, qué es?

    Ahora dicen que el tal Sr. Blanco ex-ministro de fomento, no le puso el “-40.0000 M€” en “el pincho”… Que se los ponga, qué más da.

    A mí, no sé que tal te sentará Rafael, pero quiero que lo sepas y de hecho, hago una “confesión pública”: me gusta fumar cannabis.

    Dicho esto, diré que el 99% de las veces lo hago en casa, y normalmente al anochecer. Raras veces fuera (si acaso en casa de algún amigo), y por supuesto nunca cuando tengo que conducir.

    HAGO UN CONSUMO RESPONSABLE (perdón por el grito;), pero es que hay gente que ni se entera, ni se quiere enterar…

    Desde mi juventud habré probado una decena de tipos de drogas (sin contar el alcohol ni el tabaco), pero ninguna me ha atraído tanto, ni me generado tantos beneficios como el cannabis.

    Ya hace años que no consumo nada más que “mari”, y lo hago por varios motivos.

    Principalmente porque me relaja y sin duda potencia mi creatividad, y al contrario que a otras personas, a mí no me da sueño, y me permite estar activo más tiempo (me suelo acostar tarde). Cuando te decía que aprendí informática con la única ayuda de un papel y un lápiz, omití deliberadamente el cannabis, que en realidad era el que me permitía estar estudiando hasta las 3:00 de la mañana, para luego levantarme a las 8:00 a trabajar.

    Otro motivo tan o más importante, es por la salud. No quiero desgranar mi historial médico porque eso daría para unas cuantas páginas, pero entre alguna de las dolencias que he acarreado, están las migrañas.

    Desde los 8 años, he tenido unos dolores de cabeza tremendos, especialmente dolorosos, sobre todo las primeras veces. Al parecer tiene un componente genético, y mi abuela y mi madre, las han padecido o padecen.

    Afortunadamente el dolor, con el paso del tiempo fue remitiendo en cuanto a intensidad, haciéndolo un poco más llevadero, sin dejar de ser realmente molesto. La medicina de los 70-80 me recetaba NOLOTIL para los dolores, y fueron innumerables los estudios que me hicieron sobre todo con rayos X, hasta que un buen día apareció un médico que asustado, dijo que no me podrían hacer más radiografías por la cantidad de radiación que ya había recibido.

    Estas radicaciones recibidas que me bajaron las defensas, el NOLOTIL que tomaba para los dolores de cabeza, con las amígdalas extirpadas porque era “la moda médica” de la época, y cercano a la pubertad como estaba (con el consiguiente estrés añadido); acabaron derivando a los 13-14 años ,en un “síndrome de Stevens-Johnson”, que para que te hagas una idea, es de las pocas enfermedades de la piel que puede llegar a ser mortal.

    He perdido la cuenta de las veces que he estado hospitalizado.

    La media era de unos 15 días encamado con la sexy compañía de un gotero, sin poder comer porque prácticamente no podía ni separar los labios, al estar pegados entre sí por la sangre reseca de las múltiples lesiones que en ellos tenía.

    Cuando conseguía separarlos, el aire nuevo que me entraba en la boca, laceraba las llagas que tenía en la lengua, y los ganglios de la garganta, hinchados a tope, casi me impedían tragar nada …

    Súmale a ésto, 39-40 de fiebre, y cientos y cientos de granos urticantes por el resto de mucosas del cuerpo, pies y manos.

    Un auténtico suplicio, vamos. De hecho en los primeros episodios estaban tan impresionados los médicos, que me hicieron un montón de fotos para sus publicaciones.

    Eso es lo que me han ofrecido los médicos de la seguridad social, la oportunidad de salir en sus estudios.

    Recuerdo que leía los efectos secundarios de los corticoides que me administraban y alucinaba: eran interminables y cuando llegué a lo de “posibilidad de intentos de suicidio”, decidí no volver a tomarlos, con lo que los brotes en lugar de los 15 días, duraban 20.

    A mí me compensaba pasar 5 días más de calvario y no tomar esa porquería, que tomarla y arriesgarme a las secuelas.

    Desde que fumo cannabis los brotes fueron espaciándose en el tiempo y en la intensidad hasta hace unos 10 años, en los que desaparecieron. Yo no relaciono particularmente esta desaparición del síndrome con el consumo del cannabis porque realmente no lo puedo demostrar. Lo que si que tengo clarísimo es que cuando fumo, las migrañas desaparecen prácticamente por completo.

    La prueba mas reciente de ésto ha ocurrido hace poco. Este año pasado, harto de tener que buscar “camellos que te venden una mierda “, me decidí, animado por un amigo, a cultivar mis propias plantas. Ha sido una experiencia estupenda que estoy deseando repetir este año. El ratico diario que dedicaba a regarlas y cuidarlas en la terraza, me suponían un placentero relax y ha sido muy grato verlas crecer, a pesar de tener que estar atento para que los helicópteros de los forales navarros, no localizasen mi vasta plantación secreta de tres plantas para tres personas… Ya pasaron varias veces, ya.

    La cosecha, me ha durado 5 meses, 5 meses en los que no he tenido un solo dolor de cabeza. Ahora que se me ha acabado, ya han empezado los dolores (de momento suaves) de nuevo.

    El tema de la droga da para mucho (sobre todo el cannabis y su uso medicinal), pero no es de lo que quería escribir.

    Por si hubiera alguna duda que quede claro, que estoy en contra de las drogas, tal y como se usan habitualmente, y que las personas NO deberíamos iniciarnos en el consumo de drogas, si no es de la mano “de un profesional”, y en el ambiente adecuado.

    Dicho esto, no me considero un drogadicto, cuando me falta “la mari”, no sufro, ni me pongo nervioso, ni voy desesperado de la vida a buscar “la dronga”. Eso sí, si me falta el tabaco, ya pueden ser las 4 de la mañana que salgo a la calle a buscar la maldita cajetilla.

    Un buen amigo me llamaba “porrero”, y me lo decía con un “sol y sombra” que mantuvo tres tragos en el vaso. Yo le dije: tienes razón soy un “porrero”. En fins…

    Y sí, he hecho a conciencia el inciso de las drogas, porque alguien dijo algún día: “La realidad es para las personas que no aguantan las drogas”.

    Cuando oigo “lo de los – 40.000 millones de euros en el pendrive”; ya no sé si es realidad, si estoy drogado, si el drogado es el que habla, o están los que lo escuchan
    y no hacen nada, etc.

    ¿Cómo se puede consentir semejante salvajada? ¿Es que no hay interventores?, ¿Es que la oposición, no tiene acceso a las cuentas? ¿Se pueden falsear las cuentas tan fácilmente y “salir de rositas”?.

    No soy jurista pero a poco que se rasque, el “delito de alta traición” podría intentar aplicarse: son 6,5 BILLONES de pesetas…

    Es la carencia de decencia, de honradez, de querer, de querer hacer, de educación; es nuestra alma la que llevamos “a oscuras” y el perfecto caldo de cultivo para que los aprovechados de turno que tienen poder, hagan a sus anchas lo que más les conviene, a ellos y a “los de la familia”…

    Para muestra un botón (http://www.ilegorri.com/?p=1041). El último comentario es mío, y tiene un enlace al momento en el que se denuncian los hechos…

    Respecto al tema del espíritu empresarial o emprendedor de este país, voy a contarte una anécdota para que veas cómo se ayuda a los que “queremos emprender”.

    Con diferentes ideas, más o menos acertadas y siempre sin un duro, uno se ha movido por la administración buscando algún tipo de ayuda. Qué bonito queda lo de te ayudamos con tu idea y todo eso.

    En al menos 2 ocasiones, las ayudas eran para el plan de viabilidad que lo hacía una empresa que tenía un convenio con el Ayto., o el Gobierno Vasco.

    Ni un duro: el dinero se lo reparten entre ellos, y sus “empresas asociadas hacedoras de planes de viabilidad”. Señores: si por ejemplo quiero dividir un pabellón en locales pequeños de ensayo para grupos de música, y ya los tengo alquilados antes de empezar, ¿para qué narices me hace falta un plan de viabilidad?. La anécdota.

    Se montan en Vitoria-Gasteiz unas jornadas a las que llaman “Alava emprende”. Allí que voy con toda la ilusión. Nada más entrar en el recinto en el que se hace la exposición y charla, le ponen a uno, una especie de maletín plástico “mu chulo”, lleno de compartimentos y folletos de todo tipo. Tiene hasta bordado el nombre de la ciudad.

    Piensas vaya: con el dinero que se han gastado en la chorrada del maletín, bolis y demás parafernalia: stands, azafatas, etc, seguro que se podría haber financiado algún mini-proyecto de los asistentes. Mal empezamos.

    Luego va y sale “el artista”, perdón, el director del centro tecnológico, que es quien da la charla y el sujeto de la anécdota. Al contrario que tú Rafael, no voy a dar el nombre (que por cierto lo tengo grabado a fuego en mi memoria), porque no quiero “hacer sangre”, no porque no se lo merezca.

    Bla, bla, bla, bla, nada nuevo ni fuera del guión, hasta que este señor hablando del espíritu emprendedor dice:

    “Hay que ver, lo que todos ven.
    Pensar, lo que pocos piensan,
    y hacer, lo que nadie hace”.

    Buf, qué bonito pensé. Acabó la charla y dió paso a lo que él ponía como ejemplo de joven emprendedor. No te lo pierdas.

    El emprendedor en cuestión, había montado una bodega con un crédito de 6 millones de euros que le había concedido la Caja Vital, al parecer avalado por su padre, poseedor de varios negocios en la ciudad.

    Uno alucina. ¿Es ésto un ejemplo de joven emprendedor? ¿Cuánta gente empieza con un crédito de 6 millones de euros? Y yo me preguntaba, ¿y no será mejor dar 10 créditos de 600.000 euros a 10 emprendedores?, ¿o 100 de 60.000 a 100 emprendedores?

    Siempre he sido partidario de no poner todos los huevos en la misma cesta. Parir productos, servicios que su puesta en marcha no requieran de gran inversión o recursos, por aquello de que si la cosa no marcha, no quedarse entrampado más de la cuenta.

    Pensando “qué mal está repartido todo”, y con el maletín en la mano, lleno de folletos que sólo son propaganda, marcho para casa pensando en la frase.

    Por aquella época (te estoy hablando del 2000 aproximadamente), andaba con una mujer que me fascinaba, pero era absolutamente materialista y anteponía el dinero a cualquier cosa o sentimiento. Estaba claro que no era mi mujer ideal pero sentía una poderosa atracción hacia ella, y queriéndola contentar, busqué la forma de hacer dinero, que como ya te he comentado, nunca me ha atraído.

    Como mis programas para hacer quinielas de fútbol, no daban mucho más de sí (ya le hemos sacado unas perrillas a las quinielas no te creas ;), me puse a buscar algo “más serio” y navegando por internet encontré el FOREX.

    Al principio me sonaba todo a chino, pero, la cosa tenía buena pinta y tras probar con cuentas DEMO, pasé a la cuenta real (con dinero de verdad), y fue espectacular.

    6.000 euros prestados, me duraron un mes. Huelga decir que duró poco más mi relación con aquella mujer, pero sin embargo, el mercado de divisas me atrapó. No por el dinero en sí, sino por el “reto intelectual” al que me podía enfrentar: la idea de crear una “máquina automática hacedora de dinero”.

    Estaba además todo el tema de programación y análisis de estrategias. Anda que no le he metido horas a la TradeStation y su EasyLanguage.

    Hace 10 años no estaba tan avanzado el sector como ahora. Apenas empezaban a aparecer las APIs de programación para poder operar automáticamente con los brokers.

    Había pocas y de pago. Conocí por internet a un trader profesional y fuí a visitarle a Cantabria. Una persona muy especial, muy brillante, que siendo ingeniero químico (nada que ver con la economía), había desarrollado y testeado una serie de sistemas de trading, con un alto grado de automatización y beneficio.

    Él se limitaba a poner las órdenes de compra/venta con sus correspondientes objetivos y stops, a unas horas determinadas del día. Luego se podía quedar mirando cómo se desarrollaba la sesión o nó, porque la labor ya estaba hecha.

    Yo localicé el software que “le enganchaba la Tradestation” con su broker y me dijo literalmente: “Me ha cambiado la vida, ahora no dependo de tener que estar presente en casa para poner las órdenes”.

    Ésto me dio una idea, algo muy sencillo y que programé en menos de un día.

    Como el programa de gráficos “Visual Chart” permite el diseño de indicadores en VBA, hice una pequeña rutina que apuntaba a una página web, y en función de lo que leía, iniciaba o cerraba una operación a mercado. Lo probé con otro “colega trader” y se quedaba flipado de cómo, desde mi casa, manejaba su cuenta abriendo y cerrando sus operaciones.

    Yo pensaba que tema tenía futuro: automatizar el trading y manejar cuentas ajenas remotamente. Podría funcionar y la inversión no sería cuantiosa.

    Incluso ideé un sistema para que avisara a los traders de cuándo se iba la luz en casa, o se cortaba la conexión a Internet (algo que hay que controlar si utilizas un sistema de trading automático en tu domicilio). Era mi proyecto UROFF (“iu ar off”) y sus SMS a los móviles de los subscriptores. Tiempos aquellos…

    Más contento que mil por estas nuevas ideas, me acordé del director del centro tecnológico y decidí ir a contárselas y a pedirle ayuda. En este caso no pedía dinero, tan sólo que me dejaran algún ordenador para poder optimizar mis estrategias.

    En aquella época sólo tenía un ordenador y no podía “optimizar estrategias” y usarlo a la vez para trabajar, porque el equipo se ralentizaba en exceso y no daba a basto.

    Llegó el día de la entrevista a la que acudí con mi curriculum y un folio en el que además de las dos ideas comentadas, añadía otras dos, por aquello de abrir el abanico de posibilidades y que el tipo al menos, viera que algo hervía en mí. No recuerdo exactamente pero creo que eran: “Telepelu”, un sistema de reservas online para peluquerías (es increíble la cantidad de dinero que mueve el sector), y “Mepica”, una web de contactos sexuales para adultos afiliados al club.

    En un gran despacho, con una gran mesa ovalada nos sentamos el director, un colaborador de éste y yo. Tras presentarme y explicar mis ideas (me centré en las del trading), y ante mi petición de uso de lo ordenadores, este miserable me dice:

    !!! Vienes aquí con una carpeta de colegial y cuatro folios…, aquí se viene con un portátil. Qué edad tienes ¿30 años?, ¿ y qué has estado haciendo hasta ahora, mariconeando? Aquí ya tenemos gente con estudios en económicas, que ya hacen lo que tú dices. Y que sepas que hay ordenadores en el centro y que estando libres como están: ¡¡¡ NO TE LOS VOY A DEJAR !!!”

    Créeme: literal, tal y como lo lees. Ha sido la única vez en mi vida que he salido de una reunión con lágrimas en los ojos. Fue tal la impotencia; el golpe de sufrir ese chorro de necedades absolutamente inesperadas, que me quedé sin habla, y apenas acerté a salir por la puerta. Por un instante me sentí como un criminal, como si hubiera cometido un delito, al pedir que me dejaran usar unos ordenadores pagados con mis impuestos, ordenadores que para más inri, estaban desocupados.

    De vuelta a casa, me fui recuperando y cuando llegué, le mandé un email diciéndole todo lo que le tenía que haber dicho media hora antes. Por supuesto no contestó.

    Esto sería más que suficiente para dejarlo como ejemplo del apoyo que como emprendedor he recibido, pero por esas cosas de la vida (y porque Vitoria-Gasteiz es un pueblico), la anécdota no acaba aquí.

    Pasados unos meses y por mediación de un tercero, que conocía a un cuarto, la gente que ya estaba trabajando en el centro tecnológico (a la que precisamente hizo referencia el nefasto director), se enteró de lo que yo era capaz de hacer con la automatización de sistemas, y se pusieron en contacto conmigo para trabajar juntos.

    Si, tenía razón “el dire” cuando decía que eran licenciados en económicas, pero ni por asomo estaban haciendo lo que yo le había propuesto en mi proyecto.

    Es más, estos “licenciados” que ya habían obtenido el apoyo del centro, no tenían ni una puñetera estrategia propia y mucho menos, conocimientos para automatizarlas.

    Estaban utilizando estrategias de un autor americano que cobraba 900 dólares por ellas. Éstos eran “tan finos”, que las tenían crakeadas (vamos, que ni las habían pagado), y en el poco tiempo que duré con ellos, fui testigo de llamadas por parte de entidades bancarias diciendo claramente, las posiciones que iban a tomar en un determinado valor, basándose en información privilegiada. Otro delito.

    Imagínate ahora, a qué altura queda el director del centro tecnológico, si es que pudiera caer más bajo aún. Y ellos dentro y yo fuera. Y orgulloso de estarlo.

    Me ha interesado mucho el tema de “las apreturas de dientes” para autodoparte o tener “gasolina de alto octanaje”. El estudio que haces es impresionante y la conclusión a la que llegas, me ha ofrecido la resolución a una “pelea” que manteníamos mi chica y yo.

    Élla dice que cuando toco la batería (estoy aprendiendo), pongo caras raras. Yo le digo
    que cuando toco un ritmo que ya me sé, lo puedo hacer como quiera, sin pensar en él, y puedo estar con mi expresión normal, incluso hablar o cantar y tocar a la vez.

    Sin embargo cuando estoy con algo nuevo, necesito más concentración y mi reacción inmediata e ¿inconsciente?, es cerrar los ojos para “liberar recursos” en el cerebro y que se focalice en la nueva “entrada de información”. Además, y de ahí lo de la cara rara, suelo torcer el mentón hacia un lado u otro… No sabía porqué, y resulta que es para generar más adrenalina y sobrealimentar “el coco”…, genial. Fíjate en los músicos y en pasajes de especial dificultad, cómo de alguna forma u otra, “desfiguran su rostro”, ¿buscando la adrenalina…?

    Respecto de los hijos, estoy seguro de que los tuyos son muy afortunados y es en éllos donde puede estar realmente, la cura a nuestros males actuales.

    Yo pienso que en cuatro generaciones (100 años), el mundo podría ser algo completamente diferente; mucho mejor, simplemente con una educación
    revisada y que corrija los defectos de la actual (aunque quizá, lo mejor sería empezar de cero).

    Que hasta hace poco, haya existido un “servicio militar” obligatorio, y no un “servicio social” obligatorio, ya deja claro por dónde van los tiros… (nunca mejor dicho).

    Yo conseguí “librarme de la mili” (quedé excluido total), porque alegué mi enfermedad “delestiven” y “coló” (no sin cierta ayuda psicosomática…;) , algo en lo que coincido plenamente contigo, si hablamos del origen de las enfermedades.

    De todas formas tenía muy claro que nunca haría el servicio militar: ¿yó con un fusil en las manos, durante X meses: por qué?.

    Sin embargo se me ocurre un “servicio social” (no necesariamente obligatorio), en el que el voluntario, a una edad determinada (como en el militar), o durante un intervalo de por ejemplo entre los 15-25 años; pudiera ser pupilo, de profesionales de diferentes sectores, como un policía, una enfermera, un camionero, un abogado, etc..; a los que acompañaría durante un mes completo, en el desarrollo de la vida rutinaria “tutor”. Creo que esto, sería un complemento excelente en el estadio de la vida del “ya no niño ni hombre”.

    Respecto al acertijo de la isla, tenía claro que me quedaría con el ordenador, pero tu respuesta, ha hecho replantearme el asunto, y efectivamente, si la opción fuera entre “mi compañera actual” y “lo otro”, buff, difícil, no sé no sé no sé … La miro por si me ayuda
    en mi decisión, y sólo pensar que mi mirada no la encontrase (hoy por hoy, ahora por ahora), me hace saltar las lágrimas, así que sí, yo también me quedo con ELLA.

    Es curioso el detalle que cuentas sobre el “desplazamiento de los signos zodicales”.

    Nunca me ha dado por el tema de los astros aunque siempre he tenido la intuición de que las cosas no pasan porque si. Quizá sea yo mismo el que quiere buscarle un significado concreto a determinados hechos o situaciones, en las que me he visto envuelto, un “curve fitting” sobre mi vida.

    Me gusta pensar que a lo largo de mi existencia, he ido cogiendo las diferentes piezas que forman el puzzle de mi vida y es ahora que he logrado cierto equilibrio, cuando puedo empezar a encajarlas y ¿completarlo?

    Seguramente me falten unas cuantas piezas más todavía, pero me he dado cuenta de que también puedo ser feliz es su búsqueda.

    Esta vez no hay acertijo porque si te propusiera por ejemplo:

    “Un extraño virus se desarrolla en el planeta tierra y afecta a todos los vegetales que en ella existen. Si no se hace algo rápido, toda huella vegetal desaparecerá.

    Afortunadamente un médico, descubre la fórmula exacta para salir del entuerto: el “gasmatavirus”. El problema son los efectos secundarios. Al esparcir el gasmatavirus, también morirán todos los vegetales…., menos uno.

    El gasmatavirus, se puede codificar molecularmente para ser inocuo frente a la especie que se quiera (las ciencias avanzan que es una barbaridad , pero sólo se admite una única codificación.

    Pregunta: ¿qué vegetal sería ése que siendo único en el planeta, podría ayudar a toda la humanidad, en múltiples formas y ciencias, incluida la de la propia supervivencia?

    Como la respuesta la sabe todo el mundo, no sería un acertijo “a la altura”, y no te lo propondré.

    Para despedirme y ya que de salud y felicidad se habla en tu post, me despediré con un chiste, que aunque reconozco que no es de los mejores que me sé, si ha sido el último que hizo que me riera a carcajada limpia (también es cierto que me pilló desprevenido, de noche y cansado, con la guardia baja vamos…)

    Se encuentran por la calle dos hombres que hacía tiempo que no se veían. Uno iba acompañado de una niña y el otro por otras dos:

    – Hombre Fulano, cuánto tiempo sin vernos. Esas dos serán tus hijas, ¿no? ¿Cómo se llaman?
    – Pues sí, son mis hijas: la mayor se llama Fontaneda, y la pequeña Cuétara. Y esa niña que va contigo, será hija tuya también, ¿no? ¿Cómo se llama?
    – Se llama María.
    Y Fulano exclamo: !!! Otiá, como las galletas !!!”

    Bueno, sin que sirva de precedente y porque entiendo que no se entienda, como un buen chiste, ahí va otro:

    Están dos hombres y uno dice: “Jó, me gustan todas las mujeres menos la mía.”. El otro le dice: “A mí me pasa los mismo, me gustan todas las mujeres menos la tuya…”

    ¿Alguien dijo machista?

    Le dice una mujer a otra: “Vaya fiesta más aburrida, en cuanto que encuentre las bragas: me voy”.

    Y para que no queden dudas, ya se sabe que: “Detrás de un hombre inteligente, siempre hay una mujer sorprendida”.

    Un fuerte abrazo

    P.D.: Buscando una nueva definición para mi posible, siguiente pieza del puzzle …

    …claro, llegas al Ayto. y se quedan flipados con lo que les propones: eso que dices no existe. No está catalogado. Eso sí: te cobran hasta por aparcar la furgoneta al lado del local, para bajar las cajas con los trastos…

    Creo que en lugar de SPA, podría llamarle SPJ: “Salud Por el Juego”, entendiendo por juego, lo que dice la R.A.E en su primera acepción de “jugar”:

    “Hacer algo con alegría y con el solo fin de entretenerse o divertirse”

  7. Hola Raul,

    Gracias por tu comentario y por tus deseos de salud. Siento no haber tenido tiempo para responderte como hubiera querido ya que tu comentario versa sobre cuestiones no centrales en el blog y el tiempo que tengo para dedicarle a esta afición mía ultimamente anda muy escaso. En cualquier caso, decirte que tienes un gran talento como escritor pues la lectura de tu texto se me hizo amena a pesar de su longitud.

    Respecto a las cuestiones que planteas, decirte que estoy de acuerdo en que todo nuestro sistema está cláramente lacrado por la carga económica que supone una Administración sobredimensionada y por la afición que tiene el español medio a vivir del erario público. Es verdad que en este país eso es el resultado de una historia tremenda de falta de trabajo en el sector privado y de posibilidades de emprender actividades empresariales que a lo largo de los siglos ha ido dejando un poso muy amargo de falta de espíritu empresarial o de amor por el sector privado. Si te dijera que para encontrar el orígen de estas circunstancias tendríamos que retrotraernos a la época del Bajo Imperio Romano quizá te parecería un poco exagerado. Pero así se lo explico a mis alumnos y estos aprenden que el proceso de encomendación o patrocinio que se vivió en el Bajo Imperio afectó sobremanera a la Península Ibérica y dejó a nuestro país fragmentado en unas cuantas propiedades con un 98% de la población viviendo al límite de la supervivencia y sin tiempo, opciones ni recursos para pensar en emprender.

    Respecto a mis conocimientos de Astrología te diré que son muy profundos tras haberla practicado durante años con el espíritu crítico que me caracteriza. Ahora no tengo tiempo pero sí me gustaría dedicarle en el blog el espacio que se merece a esta herramienta tan útil para entender las circunstancias con las que cada uno nacemos y que tanto marcan nuestra vida. Sólo te diré, para abrir boca y que tengas algo para pensar, que la mayor parte de las personas no son del signo astrológico que ellos se piensan. Debido a un libro de Ptolomeo escrito en el siglo II despues de Cristo, los signos han permanecido fijos durante más de 18 siglos cuando hasta aquel momento estos giraban ubicándose siempre bajo las constelaciones que llevan su mismo nombre. Al principio no se notaba mucho, pero ahora las constelaciones han girado tanto, que sólo los seís últimos días de cada signo siguen estando bajo la constelación del mismo nombre. Y eso cambia demasiado la interpretación de las cartas astrales. Así que ya lo sabes, sólo los seis últimos días de cada signo son realmente de dicho signo. El resto son del signo anterior.

    Me preguntas sobre los hijos y siendo como soy un enamorado de la vida te diré que el amor de un hijo o el que uno siente por él te hace ver a Dios, si es que existe, en este mundo. Sé que hay muchas otras cosas que te hacen comprender la maravilla de organización físico-química y electromagnética que nos permite vivir y ser felices en este mundo pero las emociones que un hijo despierta en un ser humano consciente de su mundo son de las de mayor nivel. Claro que para engendrarlos hay que tener las cosas muy claras pues las emociones no evitan sacrificios a veces importantes. Y hay que encontrar a la mujer adecuada. Aquella que se comporte con tus hijos como a ti te gusta y que te ayude a afrontar los sacrificios con alegría. Además hay que tener los recursos suficientes y un flujo estable de los mismos. No es fácil.

    Por último, si tuviera que elegir entre el vínculo con el conocimiento y el resto de un mundo inalcanzable o vivir la vida junto a una mujer a la que amara, te diría que la vida es algo tan único y tan maravilloso que no puedo tener ninguna duda sobre lo que elegiría. Ahora, eso sí, tendría que sentir por esa mujer lo que siento por mi mujer y ella por mí lo mismo que mi mujer siente por mí. Así que sólo me iría con una mujer si esta fuera mi mujer. Bastante me ha costado encontrarla.
    Un saludo,

  8. Hola Rafael:

    te agradezco la resolución del acertijo de las hipotecas al 50%. Te lo planteé, no porque pensara que fuera una solución, sino porque realmente desconocía el impacto que pudiera tener una medida así, y sobre todo porque me parece que se “ha estafado” a la gente, cobrando unos precios abusivos por unas viviendas que no valían ni de lejos lo que se pagó por ellas. Entrecomillo lo de la estafa porque no creo que a nadie se le haya puesto una pistola en la cabeza para que firme una hipoteca. Personalmente nunca tendré una, porque duermo estupendamente y quiero seguir haciéndolo el resto de mis días.

    Evidentemente las circunstancias personales de cada uno son diferentes pero en gran medida, estas circunstancias que nos rodean, son las que nos hemos ido buscando, ya sea consciente o inconscientemente, bien por acción bien por omisión.

    Preguntabas que quién iba a cargar con el coste de esa reducción en el importe de las hipotecas. Mi lógica diría que debería cargar con el coste, aquél que ha salido beneficiado. Si los ayuntamientos han sido parte de los beneficiados, pues ahora que apechuguen.

    Para que te vayas ubicando vivo en Ansoáin, Navarra; muy cerca de Pamplona aunque soy nacido en Vitoria-Gasteiz, que está a menos de 100 km. Ya sabes, cosas del amor.

    Pues bien, en un radio de 1,6 Km (medidos con la regla del Google Earth), hay 4 Ayuntamientos (con sus correspondiente parafernalia: alcaldes, concejales, secretarios, etc..)

    Mi último empleo fue de 10 meses en uno de esos 4 ayuntamientos, cubriendo una baja por maternidad. Me presenté al examen sin ninguna esperanza de lograr la plaza. Solamente quería comparar mi nivel con el resto de aspirantes ya que la plaza era para Técnico de sistemas informáticos y yo soy Técnico electrónico según mis estudios reglados. Inicialmente rechazaron mi solicitud por no tener la titulación requerida, pero como también aceptaban gente con experiencia acreditada en el sector, pude demostrar con mi vida laboral que había trabajado anteriormente como programador, y permitieron que me presentara al examen.

    La informática es una de las pasiones que comparto contigo Rafael. He aprendido informática de forma autodidacta a base de meter horas y horas frente a un monitor con la única ayuda de un libro, una hoja de papel y un lápiz. Al haber estudiado previamente electrónica, hay muchos conceptos comunes como por ejemplo byte, bus de datos, memoria RAM, ROM, etc.., que ya los tenía asimilados y eso me facilitó la tarea, además de darme una visión más en conjunto de ambas ciencias.

    Es curioso: conozco otros electrónicos que como yo “se han pasado” a la informática, pero no conozco informáticos “que se pasen” a la electrónica.

    Además, el saber llevar un “mantenimiento informático integral”, me ha permitido el acceso a diferentes y peculiares sectores/entidades como pueden ser desde la sede provincial de un partido político de entidad nacional, al Centro de cálculo de una diputación, pasando por ejemplo, por un lupanar o una consulta médica.

    Pues eso, con unos pocos días de aviso antes del examen y peleando contra titulados, decidí no repasar nada y simplemente intentar dar lo mejor de mi mismo.
    El hecho de quitarme presión antes de una entrevista de trabajo o un examen, me permite enfocar la prueba de otra manera. Si pienso que “me va la vida en
    ello”, o que “no se me presentarán otras oportunidades”, mi rendimiento no será el mismo. Hay que desdramatizar las situaciones y en todo caso, intentar sacar siempre conclusiones positivas de lo ocurrido.

    En el primer examen, quedé tercero de 18 aspirantes pasando el corte. Tras el segundo y definitivo examen, acabé definitivamente tercero. En realidad el segundo, me superaba porque se le añadieron puntos extra al saber hablar y escribir correctamente euskera. Nada que objetar. Si a eso sumamos que tuve un par de fallos estúpidos, estuve rozando casi el primer puesto y aunque me dio un poco de rabia, quedé relativamente contento y un tanto sorprendido por el resultado.

    A los pocos días, ya dado por olvidado el tema, me llama el jefe de personal del ayuntamiento diciéndome que los que habían quedado primero y segundo, habían rechazado el puesto (supongo que por su carácter temporal ya que se especificaba claramente que el contrato sería por 10 meses). Me preguntó si quería el puesto de trabajo y por supuesto que acepté (otra muesca para mi currículum pensé).

    La experiencia ha sido muy enriquecedora por multitud de motivos y a diferentes niveles: he conocido gente, he aprendido cosas nuevas y he podido comprobar desde dentro, como funciona “la cosa pública”.

    Te puedo asegurar que he visto auténticas aberraciones en cuanto al despilfarro económico, de recursos materiales y personales y de “pasotismo laboral”. Los típicos tópicos de funcionarios, y/o de la administración, pero comprobados en vivo y en directo. Por dejar una puerta abierta a la esperanza, he de destacar que también me he encontrado con gente realmente preparada y con ganas de trabajar, aunque pienso que en menor medida.

    No creo que debiera haber mayores problemas para que 4 ayuntamientos tan próximos entre si, (que gestionan una población de unos 250.000 habitantes entre todos), pudieran unificarse en uno, con la consiguiente reducción de gastos y carga fiscal para el ciudadano.

    Sin embargo Rafael, no es mi intención debatir contigo sobre las soluciones puramente económicas, simplemente porque no tengo ni idea de economía con lo que en principio, poco debate podría haber. Es cierto que tengo una propuesta que se podría añadir a tu lista de “Medidas para salir de la crisis”, propuesta que a su debido tiempo y si se tercia pasaré a plantearte. Si no la expongo ya, es porque la propuesta como tal, carece de un estricto perfil técnico-económico e implica además, una serie de factores ajenos a la economía pura y dura y se adentra más, en terrenos de moralidad y legalidad. Es por esto, que he decidido responderte en este post sobre “La felicidad” porque aquí, si que veo la posibilidad de que podamos enfrentar nuestras opiniones.

    Dicho esto, también dejarte claro que en cierta manera “me impone” el poder hablar contigo. Soy plenamente consciente de tu nivel intelectual y así como tú estás en Primera división jugando “la Champions”, yo estoy en la fase de promoción de Segunda B a Segunda A. Ya se sabe que la ignorancia es muy atrevida, pero si de felicidad o formas de vivir se trata, creo que alguna de mis experiencias vitales pueden ser útiles no sé si a ti concretamente (espero que sí), pero posiblemente sí, a alguno de los lectores de tu sitio web. Con esto también quiero decir, que si en un momento dado (espero que no) tuvieras que pararme los pies, o darme un “tirón de orejas”, no lo dudes, pero eso si, hazlo con suavidad por favor.

    He leído que tienes pendiente escribir sobre la Astrología, trabajo que espero con ganas, ya que también es un tema del que no conozco prácticamente nada, pero que de partida me atrae más que la economía, y por ello sería más fácil dedicarle un tiempo de estudio.

    Comentarte un detalle curioso que supongo conocerás: tanto el Sr. Obama, como el Sr. Zapatero nacieron un 4 de agosto. Me falta confirmarlo, pero creo que el Sr. Martín Garitano (el diputado general de Guipuzkoa), también nació un 4 de agosto. Ya te puedes imaginar que día nací yo: el 4 de agosto. Año 1969.

    Suelo hacer risas con mi pareja al respecto y le comento que esos 3, son unos “impostores” y que el auténtico político “por y para pueblo” soy yo, porque si bien todos hemos nacido en el mismo día del año, a diferencia de ellos, el día que yo nací todo mi pueblo se reunió en la plaza para montar una fiesta con puros, champagne, cohetes y danzas. Esto es absolutamente cierto, bueno, con un matiz: yo nací a las 07:25 AM y la reunión festiva fue a las 18:00 horas y básicamente fue, porque se lanzaba el chupinazo del Celedón, que marca el inicio de las fiestas patronales de Vitoria-Gasteiz. Claro; es un pequeño matiz, pero si digo que el día que yo nací, todo mi pueblo se juntó en la plaza para bailar y celebrar, no miento. En los pueblos de estos “políticos de postal”, ¿hicieron lo mismo los ciudadanos? …

    Espero me aceptes la broma pero claro, cuando buscando más políticos que hubieran nacido un 4 de agosto, pongo en google “político nacido el 4 de agosto” (sin comillas), accedo al primer enlace que aparece en la página, y me encuentro con esto:

    ——————————————————————————————————
    4 de Agosto
    El día de la soledad creativa

    Los nacidos el 4 de agosto a menudo son como una luz que orienta a su grupo social, movimiento político, familia o empresa. Aunque no siempre tienen dotes de mando, están destinados a ocupar una posición central; de hecho, hacen sentir su influencia y comunican su filosofía a todos aquellos con quienes se relacionan. A menudo desempeñan un papel simbólico útil para su grupo, cuyas aspiraciones e ideales encarnan con su actitud o estilo de vida. Es importante que estos individuos inquietos y activos sean capaces de emprender su propio camino. Demasiado a menudo son obcecados e irascibles cuando encuentran resistencia. Estas características, así como la tendencia a rebelarse contra el sistema, harán que sólo ocupen un papel protagonice en un grupo durante un tiempo limitado, a menos que la rebelión y la actividad frenética sean también características de dicho grupo. Debido a sus ideas firmes y a su notable obstinación, les conviene permanecer en una posición en la que sean libres para decir y hacer lo que les apetezca. Los nacidos el 4 de agosto son rápidos e inteligentes, y a menudo están acostumbrados desde la infancia a evitar los castigos y la censura, lo que les será de gran utilidad en la vida adulta. Esta capacidad para escabullirse puede ser una constante en su vida, y en cierto sentido evita que la luz se extinga. Lo más importante para ellos es tener libertad para brillar, para proyectar sus ideas e ideales a los que los rodean. Nada les produce tanto sufrimiento como el hecho de que las personas más próximas a ellos no les hagan caso. Los nacidos este día a menudo intentan influir en otros mediante su apariencia física, y se vestirán con prendas extravagantes o conservadoras dependiendo de la impresión que deseen causar.

    Estos individuos son expertos en evaluar su entorno; nada de lo que ocurre a su alrededor se les escapa y por lo general reaccionan ante ello con rapidez, ya que son decididos, cuando no impulsivos. Sin embargo, su tendencia a considerarse invulnerables puede conducirlos a situaciones delicadas o peligrosas. Si consiguen mantener el equilibrio, su fuerza será temible. Sin embargo, sin este equilibrio pueden causar grandes daños, por lo general a sí mismos, pero también a la causa a la que sirven. Puesto que mucha gente depende de ellos, deberían esforzarse por actuar de manera responsable. A medida que pasa el tiempo, los nacidos el 4 de agosto aprenden a aplicar su rebeldía en empresas constructivas. Cuando envejecen, suelen demostrar más respeto por los mayores del que sentían cuando eran jóvenes. La lección más difícil para ellos es aprender a aceptar la vejez con dignidad y elegancia.
    Muchos de los nacidos este día sienten un profundo amor por la naturaleza y por la vida al aire libre, que aumenta a medida que maduran.
    ——————————————————————————————————
    Fuente:http://www.horoscopos.in/fecha-de-nacimiento/fechas/agosto/fecha-de-nacimiento-4-de-agosto.htm
    ——————————————————————————————————

    A uno le recorre un pequeño escalofrío, porque se siente identificado en gran medida con el texto (con algunas partes en absoluto) y es capaz de relacionar directamente lo descrito, con el comportamiento de alguno de los susodichos políticos.

    Decirte que mi compañera si conoce algo sobre el tema de la astrología. Nunca olvidaré el día en que nos conocimos. Ella tenía un libro llamado “HORÓSCOPOS CHINOS” de “Theodora Lau” y ese mismo día estuvimos viendo cuál era el animal que me correspondía. Las risas que nos echamos cuando me leía las características del Gallo fueron tremendas, porque la verdad es que los textos del libro me parecen muy divertidos.

    Cuando habla del niño gallo dice textualmente “Tú limítate a rogar que alguno de sus desatinados planes idealistas funcione, porque cuando se trata de su propia vida, él nunca es demasiado práctico. Pero algún día -quién sabe- alguna de sus ideas inauditas puede dar en el blanco. Muchos millonarios nacieron en el año del Gallo, y todos tienen un rasgo en común, además del dinero: eran todos excéntricos”.

    Normalmente se asocia el término “excentricidad” con algo negativo y aunque reconozco que tengo mis peculiaridades, no creo que sea un ser realmente excéntrico.

    Del tema del dinero, qué decir. Desde un punto de vista seguramente pueril, siempre he asociado el dinero a “algo malo”, posiblemente porque en mi casa el dinero entraba en pocas cantidades y sin duda, gracias al duro esfuerzo de unos padres inmensos, que con un bagaje cultural mínimo, si que tuvieron ese instinto de como bien explicas, “honrar a sus hijos”. Si a esto añadimos las barbaries que se cometen por dinero, podrás intuir el desapego que siempre le he tenido.

    La forma de honrar a mis hijos, ha sido no teniéndolos. No sé hasta que punto consideras que un hombre debería obligatoriamente tener hijos (o intentarlo) y/o si realmente, para completar una evolución personal plena, hay que pasar por la experiencia de educar un hijo. Entiendo las satisfacciones que puede llegar a darte un hijo (también disgustos), pero también el duro sacrificio que supone, y que todo ese tiempo invertido con ese hijo, aunque te haga crecer, te es sustraído para otras actividades que, seguramente de otra manera, también pueden ayudarte a “evolucionar”.

    He intentado localizar tu fecha de nacimiento y la verdad es que no la he encontrado, pero viendo una página almacenada en la caché de google con fecha 04/01/2012, veo que tu edad era de 49 años en esas fechas. El día que te conocí “virtualmente” era el 03/02/12, y creo recordar que ya se leía, que tu edad era de 50 años.

    Con estos datos, parece claro que naciste en el 1962 entre el 4 de enero y el 3 de febrero y por lo tanto diría que hace poco que acabas de cumplir los 50 años. Según el horóscopo chino serías Buey – Metal. Si me he molestado en calcular esto (espero que confirmes mis cálculos), era para ver qué tipo de compatibilidad podríamos tener. Si realmente eres Buey, la tabla de compatibilidades con Gallo dice literalmente:

    “Excelente unión y equipo sumamente afortunado. Sin dificultades en la comunicación recíproca, tienen mucho en común.”

    Ahora si, me despido y ya que la primera vez te propuse un acertijo, repetiré:

    “Algo ha ocurrido e irremediablemente, deberás pasar el resto de tus días en una isla desierta. Afortunadamente la isla es tropical y contando con un gran lago de agua dulce, te suministra de forma natural (sin que tengas que trabajar la tierra), las suficientes frutas y verduras para la subsistencia. Además puedes escoger la compañía que desees para pasar el resto de tu vida en la isla. Las opciones son dos:

    – una mujer (y digo mujer porque ya has expresado tus preferencias sexuales: extrapólese en caso necesario)
    – un ordenador con conexión a Internet vía satélite, incluyendo un par de buenas placas solares y baterías que te suministrarán continuamente fluido eléctrico.

    Por si surgen dudas, te diré que no se admiten cosas como “hacer una barca con palmeras y salir navegando de la isla”. Tu destino está anclado a la isla y por lo tanto, tampoco podrías usar el ordenador y la conexión a Internet para solicitar ayuda, ya que nadie iría a rescatarte.

    ¿Una mujer o un ordenador, qué escogerías?. Te aclaro también que especifico “una mujer” y no “tu mujer”, por si acaso y para evitar males mayores …

    Salud para ti, para los tuyos, y en general para todas las buenas gentes que pueblan este planeta (bueno, para “los malos” también, pero un poquito menos ;).

  9. Gran artículo o pequeña guía de la vida!Le admiro la manera de explicar toda esa teoría del enamoramiento en la que coincido bastante en sus ideas!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s